martes, 31 de mayo de 2016

VICENTE LUY [18.814]


Vicente Luy 

(1961–2012)
Vicente Luy nació en Córdoba, Argentina en 1961. Publicó Caricatura de un enfermo de amor (1991), La vida en Córdoba (1999), Aviones (2002), No le pidan peras a Cuper (2003), La sexualidad de Gabriela Sabatini (2006), Vicente le habla al pueblo (2007), ¡Qué campo ni campo! (2008) y Poesía popular argentina (2009 CILC) reeditada por añosluz (2013) y Plan de operaciones/La única manera de vivir a gusto es estando poseído (Crack-Up 2013).

Fue autor de una poesía confesional, de una pedagogía divinamente perversa. Su vida estuvo signada por la desgracia: perdió a sus padres al año de nacido, lo crió su abuelo, el poeta español Juan Larrea, quien lo introdujo en el mundo de la poesía. En el 2012, a los 50 años de edad, se tiró de un séptimo piso en la ciudad de Salta.



Si fuera Dios me haría hombre, pero no otro.
Apostaría todo a la transformación.
Mi desesperación y mi miseria
son la plataforma desde donde me intuyo.
Sólo soy tuyo siendo yo .-





En el hipotético caso
que me encontrara
a las puertas de San Pedro,
acháqueseme lo que se me achaque,
en mi descargo diré
que con ser bueno alcanza.
Y si igual no me dejan entrar
probaré con el infierno.
Solo, no me voy a quedar.

(Poema del volumen ¡Qué campo ni campo!, 2008.)



Antes pedimos que se vayan.
Antes, pedimos justicia.
Ahora pedimos que no se rían de nosotros.
Después, ¿qué pediremos; piedad?
Usá tu odio para el bien común.
Pone tu odio al servicio del bien común.




¿Por qué los secuestradores prosperan?
¿Por qué sonríen los diputados?
Tienen plan.
Vos no tenés plan.




Me cago en Dios, que me guía y aconseja.




Por romper las reglas a Adán lo echaron del paraíso.
Yo reivindico eso.
¿Qué clase de Edén es ese
que hay cosas que no se pueden hacer?




¿Tus palabras no atraviesan las paredes?
Modifica tus palabras.




Ampulosas como las 11 caídas de Firpo, las páginas de nuestra
historia relativizan traiciones y cobardías; curan la sífilis…
–proscriben el láudano
–… y nos encomiendan a Dios nuestro Sr; nos acunan como expedientes.
Y si se encienden en la noche los algarrobos, es cosa de ellos.
La vida para atrás es fácil, entendible, moral; sobre todo
entendible. Desde indias sin piel hasta el dulce de leche, la
patria todo lo explica:
nunca ganan los malos
ninguno era marica
y por algo / se los habrán llevado.




En la quinta vecina un chabón le tira a los pájaros, una y otra
vez y siempre con buen tino; caen como fábricas. Yo espero que
a la próxima no, pero el tipo se muestra infalible. Mientras le
duran las balas igual le acierta a benteveos y gorriones que a
bichos rarísimos, uno de ellos totalmente violeta.
3 caen en mi jardín, y al pedírmelos el sabandija sonríe tras la
empalizada. Tiene a Dios de su parte, y lo sabe; y parece
haberse puesto a dieta además.
Esto es así.


De Poesía popular argentina (añosluz, 2013)



Vicente Luy - Asesinando metáforas

Dicen que Charles Bukowski fue el último poeta maldito. ¿Qué es un poeta maldito? ¿Qué hay que hacer o dejar de hacer para merecer el título? No estoy muy seguro, pero la vida y obra de Vicente Luy tienen un carácter que me recuerda mucho a Bukowski, Artaud y todos esos locos. 

Vicente fue un poeta cordobés, formó un movimiento literario y fue conocido por generar ciertos "escándalos" en Córdoba durante la década pasada. 

Antes de cumplir el año sus padres murieron. Terminó viviendo con su abuelo, quién lo introdujo al mundo de la escritura. El abuelo se llamaba Juan Larrea, era poeta, impulsor del surrealismo y de los escritos de César Vallejo en Argentina. A pesar de la influencia que pudo generar en Vicente, él decía que sus principales referentes siempre fueron Spinetta y Charly García. 

Su poesía es sincera. Según él afirmaba, no usa metáforas sino ejemplos. Plasma vivencias propias constantemente, para él el lenguaje escrito es una forma de descargo, de liberación personal. Pero no alcanza. Quizá por eso su último libro, que resultó ser póstumo, se tituló "La única manera de vivir a gusto es estando poseído". 

Hace años Vicente Luy se tiró de un séptimo piso en la ciudad de Salta. Su cuerpo no tiene más vida, pero sus escritos parecen haber sido escritos ayer... 

Dejo una muy corta especie de antología poética 




¿Venderle el alma al diablo? Sí, pero cara. 
Y si se puede, venderle también otras cosas. 
Y venderle a Dios lo que el diablo no compre. 

*


¿Tus palabras no atraviesan las paredes? 
Modifica tus palabras. 

*



Si va a morir gente, votemos quienes. 

*



Apenas pasa la tormenta 
los riachos de montaña embrutecen 
y retumban 
arrastrando árboles, gente 
y algunos amores. 
Yo una tarde 
perdí un par de zapatillas 
y vi pasar a una señora 
rebotando río abajo contra las piedras 
sin oponer resistencia. 
Y me tenté, pero no me tiré. 
Todo ese día fue el que no se tiró. 
La lluvia de ayer, tarde 
y noche, 
fue mayúscula; 
y si bien en casa hay otra vez goteras 
y yo estoy sufriendo 
mi susto fue lejano. 
En el barrio ya no quedan montañas 
y las diagonales solo dan remansos. 
Pero un día después, hoy, aún húmedas 
las puertas, 
siento pánico y violencia. 
¿Será el amor que se aleja? 
No, no dije tristeza; dije pánico y violencia. 
Vos quizás te acuerdes; yo soy 
el chico que perdió las zapatillas 
y la parrilla y una remera 
y trepó presa del pánico, 
justo a tiempo para ver pasar una señora 
que ya no era una señora 
rebotando río abajo, 
a pasos de Icho Cruz. Y se tentó 
pero no se tiró 
-todo el día fue el que no se tiró- 
Y hoy, mucho tiempo después, 
un día después de la tormenta 
siente pánico y violencia, 
¿Será el amor que se aleja? 

*


Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Uno deja a veces el camino por miedo al fracaso. 
Si no lo leíste las 10 veces leelo de nuevo y después saltate este renglón. 
Pero el miedo no siempre se ve. 
Ahora miralo.- 

*




Antes pedimos que se vayan. 
Antes, pedimos justicia. 
Ahora pedimos que no se rían de nosotros. 
Después, ¿qué pediremos; piedad? 
Usá tu odio para el bien común. 
Poné tu odio al servicio del bien común. 

*


Cucaracha vestida para el Colón. 
Me das asco 
Guau, qué golpista que sos, Mirtha. 
Decís que las viviste a todas jactándote de un "aguante". 
Tendrías que decir que conviviste con todos 
como la Iglesia. 
Estos ignorantes que acabo de ver en el corte 
Majul, Nelson Castro 
que te tienen como una diva 
que hablan de miedo. 
Cuando HABIA miedo ni ellos ni vos hablaron. 
Bancaste el golpe. 
Olisqueaste, lamiste suelas. 
Simbolizás 
la unión de abogados, clérigos, 
industriales, científicos, maestros... 
Nuestros padres: ellos nos entregaron 

*


Nadarán los cadáveres hasta la costa. Y cada uno será el 
que es; caminará con lo que es; soñará con lo que es. Y 
el fuego se verá desde el pozo; cualquier pozo; desde 
todos los pozos se verá el cielo. 

VINO FINO RUGANTINO TINTO 
VINO FINO RUGANTINO TINTO 

es lo que veo cuando levanto los ojos de mi Grand OId 
Parr; es lo que veo. 

Gente llegando a Colonia incluso meses después; turismo 
a lo Visconti; reposeras apuntando hacia acá, donde las 
calles serán más angostas; y cada uno será el que es; 
caminará con lo que es; soñará con lo que es. 

*



¿Mataría? 
Sí, claro. 
¿Por qué motivos? 
Política. 
Defina a Vicente Luy. 
No soy un idealista, soy una idea. 
Y soy inteligente, pero lento. 
Desde los dieciséis sé que no haré. 
Repetir lo que entristece a la mayoría. 
¿Que es un poeta? 
También soy un futbolista frustrado. 
¿Un deseo para el próximo semestre? 
Que la iglesia pague impuestos 

*


No se si asumir que estoy enfermo 
y si lo estoy, ¿qué debiera hacer? 
¿Estoy enfermo? 
¿O es simple depresión? 
Porque si soy un enfermo debiera 
pedir primero por mi salud. 
Y yo pido alegría 
o mejora en mis ingresos 
jamás salud. 
Ya uso lentes.- 

*


Regla número 1: no fumar marihuana. 
Regla número 2: saber que el miedo es más fuerte que uno. 
Regla número 3: girar picar y tirarse.- 

*


Llueve, y alguien está diciendo "llueve". Si me equivoco 
contradíganme con amor, porque con amor digo. 
Si erro pónganme maestros, que luego yo les enseño, 
porque con amor hago. 
O ustedes, ¿por qué creen que llueve; porque hace falta? 
¿creen que llueve porque sí? ¿Por qué carajo creen que llueve? 
Llueve; y no sólo eso; la verdad es que hay un montón 
de gente diciendo "llueve". 
De a uno empiezan a notarlo, y no lo pueden evitar, 
simplemente dicen "llueve". 
Porque llueve. 
Si me equivoco contradíganme con amor, porque 
con amor digo.- 

*


Eso es una pollera; eso es una mujer. Una mujer con un cigarrillo en la mano. Tiene las uñas pintadas y toma un té. Parece bonita. No me interesa ninguna otra cosa en el mundo. 

*




Para más info comprar sus libros, que vale la pena! 

Caricatura de un enfermo de amor (1991) 
La vida en Córdoba (1999) 
Aviones (2002) 
No le pidan peras a Cuper (2003) 
La sexualidad de Gabriela Sabatini (2006) 
Vicente habla al pueblo (2007) 
¡Qué campo ni campo! (2008) 
Poesía popular argentina (2009) 
Poemas rechazados (2013) 
Plan de Operaciones (2014) 
La única manera de vivir es estando poseído (2014)



Saludos! 

http://www.taringa.net/post/arte/18263032/Vicente-Luy---Asesinando-metaforas.html


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada