miércoles, 1 de marzo de 2017

IGNACIO MORALES VALDIVIA [19.972]


IGNACIO MORALES VALDIVIA

Ignacio Morales Valdivia (Santiago de Chile, 1986). Nacido el año de Chernóbil. Sufrió todo tipo de lesiones traumatológicas. Tres tornillos de titanio en el pie derecho, quemaduras de distinto grado y profundidad, todo con las respectivas cicatrices. Estudió Literatura creativa en la Universidad Diego Portales (´10). Vive con su hermano y su gato Ruphynos. En la actualidad se dedica a recorrer las tierras bajas de Bolivia.



COLIPE

Afirma Enrique Colipe, conductor de camiones
tocado por la visión de luces en el cielo:
<<Jesús, es fruto de la violación de la virgen
perpetrada por un alienígena>>
Mientras, atravesamos
el desierto y la madrugada
sentados, uno al lado del otro




Los siguientes poemas forman parte de Volvo, de reciente aparición en la editorial chilena Libros Tadeys.


0

Yace
permutado
sumido en el sopor
a la manera de los saurios
suspendido en la orilla
indiferente del astro

Volvo




2

Petrificados
cuellos de jirafas
cruzan la ruta

castigados por el alud
duermen
abigarrados e inmóviles
los brazos mécanicos de las retroexcavadoras
congelados en un abyecto
zarpazo contra la tierra




4

La cabina del Volvo
describe el desierto
una caja
cuya transparencia
hiede
humo y luz se mezclan
mutilados, los sonidos
escapan
vibran por la velocidad

esta oscuridad
solo
combatida por el cielo




14

Deshabitadas dársenas de tentáculos informes
contemplan el flácido flujo de nitratos
quebrados bajo porosa caricia
satélites & silos se deshacen

Azufre, cadmio, caucho
los neumáticos del Volvo rubrican el asfalto




18

La arena
suspendida en el aire
acaricia la verde piel
que a retazos sustancia la cabina

Volvo infatigable de 18 ruedas
la ruta inscrita en las entrañas

3000 k regados por la mera
reposa, arrullado
por la parda boca de Atacama




22

El sol lacera el asfalto, arde
el anticongelante se derrama
plasma verde sobre la ruta
a trazos, dragones ligeros
se disipan en el aire




26

Volvo de neblineros iridiscentes
embiste lo hondo y lo vasto
el desierto
puro & horizontal

pupila desprovista de párpado

mórbidos jazmines trepanan la tiniebla




41

Cascos sobados
por el vacío

Los caparazones
han sobrevivido

a las tortugas




-

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada