martes, 15 de diciembre de 2015

EDILSON VILLA M. [17.776] Poeta de Colombia


Edilson Villa M.

Nació en Sopetrán, Antioquia, Colombia el 28 de marzo de 1970. Es Filósofo de la Universidad de Antioquia y graduado en inglés británico y americano, en Camil International.

Es instructor de Ninjitsu y Kendo Tradicional (Arte Samurái), japonés.

Ha publicado “Poesía Temprana” (coautor), en 1991; “La Danza de la Mariposas”, en1995; “Dodecaedro de Palabras” (coautor), en 1997; “ElSendero del Fuego”, en 2001; “La Primera Línea del Arco Iris” (coautor), en 2003; “Azul en Blanco y Negro” (antología), en 2004; “El Espíritu del Sable” (Premio Nacional de Poesía), en 2004; “Pluma del Viento” (coautor), en 2010; “Aula 206” (coautor), 2010; y numerosos artículos y ensayos en varios periódicos y revistas.

Dirigió por más de 4 años el Taller de Poesía “Esa Palabra”, de la Facultad de Educación de la U de A; es cofundador y director del “Círculo de Poetas de Medellín” y de la Revista Literaria “Ábrete Seso”.

Entre sus libros inéditos se encuentran las novelas: “Nadie sabe lo de Nadie” y “Cartas de un Sobreviviente”; y las obras de Teatro: “La Balada de los Amantes” y “Farsa-Arte”; y dos libros de poesía titulados “Tu Tienes la Llave” y “El Bonsái Seco”.

Actualmente trabaja en un volumen de su poesía completa titulado “Salmos de un Ángel Imperfecto” y en un libro de artículos y ensayos escogidos titulado “El Olifante”.

Actualmente se desempeña como Profesor de Filosofía, Literatura e Idiomas, labor que ha venido desempeñado los últimos 12 años de manera continua; dirige el Taller de Escritores “Aula 206”, el periódico “La Huella” y la “Corporación Cultural Kanji”; a la vez que entrena y dirige el “Club Cultural y Deportivo de Artes Marciales Kikenshi”, de Copacabana.



EL BONSÁI SECO


CANCIÓN PARA ATRAERTE DE NUEVO A MI LADO

Los pájaros que reparten tu nombre en las mañanas,
Aquellos que han volado desde el alba primigenia
Hasta la altura de los campos florecidos del presente
Me han enseñado un canto de amor para atraerte.

Es un canto de paz, de fuego y de esperanza
Para que quieras vivir siempre a mi lado,
Para que no seamos sólo el recuerdo de una tarde apasionada.

Es un canto para que seas el gran poema de mi vida,
El ángel de mis horas y la gran señora de mi casa.

Es el canto sutil de mi certeza
Y la tierra prometida de mi larga travesía.

Es un canto para que seas la luz de mis palabras,
De mi fuerza, de mi amor y mi semilla.

Este canto es también un canto de batalla.

Es mi conjuro contra las noches más heladas,
Contra la envidia, contra la rabia, contra el intruso del pasado,
Y contra el colmillo de mi amigo y de mi hermano.

Este canto es el latido
Que brotó de un corazón enardecido,
De un corazón guerrero que te ama
Y que no quiere hacer otra cosa
Que pedirle a Dios que te proteja
Y que te traiga de nuevo a mi lado.



ORACIÓN PARA TODOS LOS DÍAS

Protégela Señor donde se encuentre,
Y ayúdame a ser feliz
Sin el amor de mi vida.



DE REGRESO A CASA

Estás de nuevo en casa,
De donde nunca te fuiste.
Regresas al hogar donde habita el espíritu
De nuestro amor y nuestros sueños.
Estabas de viaje, conociendo el mundo,
Mientras yo te cantaba mis canciones para protegerte
Y para que volvieras de nuevo a mi lado.



LA SEMILLA DE DURAZNOS

Pocas cosas unen tanto
A un hombre y a una mujer
Como una semilla de duraznos.
Como ese fruto secreto
Que les obsequia su propia divinidad.

Así nosotros,
En la complicidad
De nuestros cuerpos,
Compartimos un milagro.

El milagro es nuestro amor,
Que crece entre nosotros,
Diariamente,
Como crece una semilla de duraznos.



TÚ NO LO SABÍAS

Allí donde el latido es un cuchillo
Que taladra la espesura del silencio.
Allí, en la alta montaña donde la lluvia asciende
Y la conciencia del pájaro es un rumor que se congela,
Allí, en la montaña que conduce a Piedras Blancas;
Allí, en el cielo de Copacabana, hablé con Dios.
Allí escuché su voz que me dijo dulcemente:
“Lucha un poco más, que ella ya te pertenece”.



1º DE SEPTIEMBRE

Siempre te recordaré porque llegaste
Con su sonrisa y con su hermosa cabellera,
Con la promesa de un Si definitivo
Y con la certeza de un amor a toda prueba.

Siempre te recordaré porque fue el día
En que su amor fue mío para siempre;
Siempre te recordaré porque fue el día,
El día en que se unió su camino con el mío.

El año sí lo sé, mas, no lo digo.




MI SOL

Tu bello rostro,                                                                
En la hondura de la inmensa noche,
Se asemeja a una luna de menguante.

(Lunas variopintas que he tenido,
Lunas que me hicieron sentir como un mendigo).

Pero no… cuando te miro…
Cuando me tocas como el viento dulcemente,
Y me susurras al oído que me amas…

Cuando me abrazas y me pides que te abrace,
Cuando me entregas completos tus gemidos
Y me haces temblar con tus caricias…

Pienso en Dios y le agradezco,
Por ser Mi Sol en la creciente de mi vida.

Porque iluminas mi existencia,
Y porque borraste el tiempo perdido del pasado.




NUESTRA LUNA LLENA

Más que luz de luna
Es nuestra señal.
El permiso del cielo…
La bendición que nos cobija
Por todo el universo.
Hoy, día 19 del primero,
Del más convulso de todos
Los meses de este 2011.
Hoy, día y noche del 19,
Nuestros cuerpos,
Bajo la luz del sol y de la luna,
Se han unido como un eclipse.
Es la sagrada conjunción de dos cuerpos
Que se aman y se necesitan,
Que lo entregan todo
Como una Tierra Prometida
Cuando la besa el amor
Bajo un sol de primavera.



A VECES ME DA MIEDO

No lo acepto en público,
Pero a veces me da miedo.

Me da miedo el silencio entre nosotros.
Ese abismo fatal que me aleja de tus besos.



NUBE GRIS

¡Cuidado con esa nube gris!

Ordeno que vengas
Embrujado viento.

Sopla fuerte,
Duro.

Que no quiero que se quede tanto dolor
Por mucho tiempo.



NO ES TAN MALO

Respiro, medito,
Y una vez más descubro
Que el sufrimiento no existe.
Es una ilusión que se opone a la conciencia.
Y el dolor,
Como consecuencia de una nueva experiencia,
Definitivamente, no es tan malo.



REENCONTRARME

Quisiera llorar
Toda esta soledad,
Desocupar de ella mi interior
Y poder quedarme conmigo.
Reencontrarme.
Poder mirar fijamente
Mis ojos en el espejo
Y reconocer mi interior,
Mi verdadero interior,
Que parece que hubiera escapado
Para perseguir, quién sabe,
Qué estrella perdida.
La soledad es la falta de tenerse
A uno mismo.



NO VOY A LLORAR… MÁS

No voy a llorar más,
Ya lo he hecho toda la noche.
Correría el riesgo
De que te escurrieras
A cuenta gotas
Por mis lágrimas.



QUÉ LE VAMOS A HACER

Voy a dejar de amarte,
No voy a desear tus manos
Ni tus besos.

No voy a querer tus ojos
Ni siquiera tus pensamientos.

En definitiva
No voy a necesitar nada de ti.

Y en esto voy a ser firme,
Determinante y categórico.

Pero si llegas de nuevo a mi puerta
Dispuesta a quedarte conmigo,
Definitivamente... para siempre.

¿Cambiaré de opinión?
¡Qué le vamos a hacer!



CUANDO SE PIERDE EL CAMINO

¿Qué hacer cuando se pierde el camino?
¿Devolverse?
¿Gritar?
¿Desesperarse?

¡No!
Ubícate por favor;
Eres el Sensei de ti mismo
Y de todos los hombres de la Tierra.

No llores más,
Dicen que cualquier camino
Te llevará a Roma.

¡Tranquilízate!
De que llegas, llegas.
Lo que no se sabe es cuándo.



ESTÁS CONMIGO

Estoy dichoso porque estás conmigo.
Pleno de gozo he de estar.
Tu rostro es como el lirio de los valles
Y la luna de la noche.
La magia del amor está contigo
Y conmigo en medio de la luz.
Nuestras almas se regocijan
Porque hay alegría en nuestros corazones.
Los Ángeles cantan nuestra canción
En esta tierra que pisamos.
Lo que ha de ser entre nosotros
Lo ha sido desde siempre.
Estaba escrito: No habrán otros caminos.
Nosotros somos todas las cosas nuevas.
Oh, amada Catherine,
Sé tú la aurora de mi vida,
El rocío de mis besos
Y la esperanza renacida.
Oh, amada Catherine,
Junto al creador de todas las cosas
Nuestras almas estarán siempre bendecidas.
Su voluntad ha de cumplirse,
Y lo que ha unido Dios, que no le separe el hombre.



LLUEVE

Llueve:
Todo suena
Como rápidas lágrimas
Que se deslizan
Sobre las calles y los techos;
Como furiosos ríos
Que lo quieren borrar todo.

Y yo: yo sólo soy un árbol.
Un árbol callado
Como un bonsái seco
Bajo esta lluvia
De lágrimas
Que aún no entiendo.



UNA PALABRA

Mis manos están solas.

Esperan,
Como esperan los ojos,
Una palabra.

Una palabra
Que hable y que mire.

Una palabra
Que te traiga aquí
De nuevo
Para quedarte.

Una palabra
Que entienda
Por qué están tan vacías
Mis manos.

Por qué tan solas
De escribirte palabras.



YA NO ESTÁS AQUÍ

Ya no estás aquí.
Aunque siempre estés aquí.

Aprisiono tu nombre en mi boca
Como aprisiono
Un pedazo de aurora
Entre mis manos.

Me preparo
A los relámpagos
Que en mi cuerpo
Habrán de nombrarte.



NO SOY YO

Detenido de pensar
En lo solo que está el mundo,
No soy yo el que te extraña.
Son todas las cosas
(Las que construimos juntos).

No soy yo el que te extraña,
Son todas las cosas
Que te reclaman
Por todo el amor que les falta.



SI NO PIENSAS REGRESAR

Si no piensas regresar
Arrásame del todo.
Intenta de algún modo
Incinerar mis restos
Y toda esta soledad
Que ahora me consume.

Aniquílame del todo
No sea que más tarde,
Lo que quede de mí,
No pueda perdonarte
Por este inmenso frío
Al que ahora me condenas.




“Me marcho con mis crepúsculos y mis melancolías hacia la honda noche.
Me marcho hacia tierras lejanas e insondables
Donde reina un canto a la esperanza sobre todas las cosas.
Me marcho Lentamente como quien no quiere irse
Porque sabe que esta vez no habrá camino de regreso”.

Del Libro “El Sendero del Fuego”, de Edilson Villa M.



Kitaikatanaichi


1. Kamae katsugi

La ira es un cisne.
El loto crece
En el estanque.



2. Fusegi hiki kiri

Ser el ojo,
El tigre y el rayo
Simultáneamente.



3. Iaido

Ser uno solo
Fluir.
Dibujar el camino del Tao.



4. Sintai ukemi

Sigilosamente
El acero del felino
Avanza.



5. Tsukuri harai

Sólo el relámpago
Y su rayo
Derriban al roble.



6. Ken bokken shinai tanto

El agua y el cerezo
Extienden sus ramas
Hacia el sol.



7. Shobu

La brisa anticipa al huracán
La calma
Regresa.



8. Zen

La cascada fluye
El sol asciende
El pájaro vuela.



9. Gorin no sho

Ser el agua, el aire,
El fuego y la tierra
Por amor.





Una Aprendiz de Kung-Fu

Tu cuerpo elástico
Se estira en todas direcciones

Como el tiempo

No te demoras en mi boca.



No temo

Ya no temo
Perderte.
Aún
Me perteneces,
De igual forma
Como cuando
No te conocía.



Transición

Un guayacán

Encendido
Se deshoja
Lentamente.

Gota a gota
Se va tejiendo
El leve manto
De la noche.



Elogio a las mariposas



Elogio No. 1

Un enjambre de mariposas
Visita mi jardín.
Es el otoño del cielo.

  

Elogio No. 2

Mirad las estrellas
Mirad las mariposas
¡Oh, los dulces jardines en flor!



Elogio No 3

Día a día
Me miro en sus alas
¿Será posible otro paraíso?



Elogio No. 4

Simultáneamente
Las mariposas danzan y aplauden.
Todo es cooperación en la naturaleza.



Elogio No. 5

Mariposas de girasol en girasol
Girasoles de mariposa en mariposa.
Danza celestial.



Elogio No. 6

Oh dulcísima bailarina de oro
Duerme en paz,
Duerme como la semilla.



Elogio No. 7

Una mariposa
Un suave y delicado batir de alas.
El viento murmura.



Elogio No. 8

Es cosa fácil
Volar como las mariposas:
Empieza por ser un gusano.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada