sábado, 23 de mayo de 2015

JUAN TARDIVO [16.080]


Juan Tardivo

(Río Cuarto, provincia de Córdoba, 1986) Artista plástico, cofundador de la editorial Dínamo Poético y del Club Editorial Sierras Chicas, en Unquillo (Córdoba), donde reside. Esto no es un libro de poesía (2013) es su primer libro.





Las nubes ocupan su lugar ancestral
mi lenta caminata
deja huellas arrastradas
sobre la tierra húmeda
entretengo mi mente con
recuerdos tontos
lo profundo es solo
la mirada del niño en la partida
sigo
eso refleja el camino
nubes violáceas
pasan sobre mi cabeza
una breve canción de cuna
ahora ocupa mis pensamientos
‒cuando seas grande
vendrás a verme
y te cocinaré las tortas que
ahora deleitan  tus sentidos‒
un perro viene a mi lado
como si fuese su ama
pero creo
no haber emitido ningún llamado.
De niña en casa teníamos uno
no estoy segura
si lo compraron antes o
después de que naciera
pero era mío
hoy lo único cierto
es el frío de la soledad
que recorre mi cuerpo
desde el día que decidí no tenerte
eso sí es mío
la individualidad me completa
junto a estos pasos
que van enterrándose
en el barro
mientras aumente el aguacero.




*



Mi pelo negro
tapa la cara
del niño que llevo en brazos
mis uñas color café
entretienen sus pensamientos
no es que sea feo,
sino que los rasgos del padre son insoportables.
Realizo las compras
pasando inadvertida
de las señoras que vienen
hacer sociales al súper
agarro los productos rápidamente
y los meto en el chango
esquivo al niño de las miradas
pago y salgo, tan rápido como ingresé
lo pongo en la sillita del asiento trasero
prendo la radio y arranco
llego a casa
bajo las bolsas
y por último a el
que como está
lo deposito en la cama.

(Del libro inédito Madre dolorosa)



Textos seleccionados del libro 
“Esto no es un libro de poesía” 
de Juan Tardivo /  ed. Dínamo Poético/ Córdoba  2012



de:  El estado de las pinturas 

El estado de las pinturas oleosas 

La morgue recorrió las calles y se llevó a algunos, ya nadie duerme tranquilo en los bancos de las plazas y aunque la mayoría se mete dentro de algodones para compensar la agonía de tener que ir a trabajar, muchos mueren esperando el calor de una primavera lejana.
Las casas arden por dentro, mientras el hielo va comiendo las paredes.



El estado de las pinturas pasteles 

El cielo mantiene la calma mientras dos niños juegan a ser dios, pero sus objetos no cobran vida, sólo sirve de adorno; a medida que pasa el tiempo va perdiendo firmeza, primero se vuelve agua y después desaparecen del centro de atención.



de:  Definición de Cuerpo 

Definición de torso

Tomo lo más bello que tengo, un vestido de gala, una pollera con tablas, medias de red o un cancán, busco una blusa ajustada o la chalina de lana verde. Me pongo cosas lindas, embellezco mi exterior, me maquillo, pinto mis ojos y labios; estoy listo para hacer relucir la madera.



Definición de cabeza

Selecciono minuciosamente el playlist de la computadora, busco esas viejas canciones que me llevan a un lugar inesperado. Coqueteo con Bjork y me vuelvo más oscuro que Robert Smith, todo tiene que estar en armonía desencajada y con un volumen hagan temblar los vidrios.




de:  La Caída de los Colores 

Caer en el amarillo 

La mujer de mis sueños prefiere los movimientos y las ciudades ruidosas llenas de smog  con los edificios chorreando alquitrán.
Cuando ella grita, me hace recordar a mi padre, cuando los domingos, salía de su pieza con el torso desnudo y en faldas cortas.



Caer en el verde 

Una vez pensé en dejar todo, dirigirme al campo o a las montañas, o irme lejos a vivir con alguna tribu de nativos, donde cultivásemos nuestros propios alimentos. Pero algo me lo impidió, el capitalismo es así, una vez que te atrapa, juega a ser esa red invisible que te encierra en tu casa como alimento para viejos recuerdos. 



de:  La Vida en el Mundo 


La vida en el mundo terrestre 

Los músculos acusan el desgaste pero no siento dolor. La suave pintura chorrea por mis dedos hasta tocar el piso y secarse. Todo queda impregnado de su materialidad, cara, torso, pies y manos. Las herramientas aprendieron algo que guardarán en su memoria emotiva hasta la próxima vez.
Empiezo a guardar las cosas, y como en el acto amatorio, los dos cansados pero felices.




de: Las Ciudades de mis pinturas. 

Munich

Cruzo el puente hasta la gran metrópolis. Los violentos colores hieren mi cuerpo, pero a ellos no les importa y, siguen amontonando jinetes azules y damas que caminan por las calles con sombreros emplumados. El mundo exterior está dominado y, sólo nos queda sentimientos internos los que arrojamos en una tela junto a fuertes líneas negras que nos configuran: fríos, creadores, y escépticos de lo que hacemos.  


Córdoba 

Trolebuses, colectivos y remises andan por la ciudad que habitan los desdichados, donde la felicidad está oculta, al igual que el río que la atraviesa. Ella piensa que es el centro pero siempre se conserva a la derecha del mapa, lejos del mar. Aquí los colores son libres, no hay nadie que los pueda catalogar, solo unos pocos los enciman en maderas de vieja pinoteca.


PINTURAS DE  JUAN TARDIVO 










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada