viernes, 10 de abril de 2015

JOSÉ "PEPE" SÁNCHEZ HERNÁNDEZ [15.533]


JOSÉ "PEPE" SÁNCHEZ HERNÁNDEZ

(Cumanayagua, Cuba, 1956). Poeta, narrador, ensayista y periodista. Miembro de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC). Graduado de Ingeniero en Transporte Automotor. Máster en Educación. Profesor Auxiliar de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Cienfuegos. Miembro de la Sociedad de Escritores de Chile (SECH). Presidente Nacional (Cuba) de la Unión Hispanoamericana de Escritores (UHE). Director fundador de la revista cultural Calle B (www.calleb.cult.cu). 

Ha sido designado Embajador Universal de la Paz por el Círculo Universal de Embajadores de la Paz, Ginebra, Suiza. Forma parte de la directiva, o es miembro, de varias organizaciones de intelectuales o escritores del mundo. 

Ha publicado Los dados del viento (poesía), Ediciones Mecenas, 1991; Sueños del tiempo (poesía), Reina del Mar Editores, 1996; El comedor de relojes (narrativa), Ediciones Mecenas, 2000; Paradoja del hombre en su ciudad (poesía), Editorial La Tinta del Alcatraz, México, 2004; Alfanjes de luz (poesía), Ediciones Mecenas, 2004; Caballos sobre el césped (poesía), Literalia Editores y Editorial Paraíso Perdido, Guadalajara, México, 2004; Piratas en el alma (Poesía, Editorial Ave Viajera, Bogotá, Colombia, 2010): Rimas del bendito amor, Editorial California UHE, Los Ángeles, USA, 2011. 

Ha obtenido diferentes premios y menciones en concursos de narrativa y poesía, nacionales e internacionales. Mención Especial en Poesía en “Traspasando Fronteras”. III Certamen Internacional de relato corto, poesía y fotografía. Universidad de Almería, España, 2009. Segundo Lugar en el Premio Mundial de Literatura “Andrés Bello”, versión Poesía 2009, convocado por la Sociedad Venezolana de Arte Internacional, Venezuela, septiembre de 2009. Obtuvo una de las Becas de Creación para escritores, que otorga el Comité Provincial de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC), Cienfuegos, 2010. Le fue otorgada la Primera Medalla Internacional a la Paz y la Cultura Presidente Salvador Allende, Fundación Salvador Allende, Santiago de Chile, Chile, febrero, 2011. Le fue otorgada la Moneda XXXV Aniversario de los Órganos del Poder Popular, Asamblea Provincial del Poder Popular, Cienfuegos, Cuba, 27 de octubre de 2011. Jurado del Concurso Nacional de Literatura “Ricardo Miró 2011”, sección Poesía, Ciudad de Panamá, Panamá, 23 al 30 de octubre de 2011. Primera Mención de Honor en el género de poesía, II Premio de Poesía Internacional Anual “Un Café con Literatos” Año 2013, 22 de junio, Madrid, España. 

Su obra ha sido traducida al holandés, italiano, francés, inglés y rumano. 

Textos suyos aparecen en diversas publicaciones digitales nacionales y extranjeras. Ha participado en Cuba, México, Perú, Ecuador, Chile y Panamá en congresos, festivales, talleres y encuentros nacionales e internacionales de escritores, donde ha realizado, entre otras actividades literarias y culturales, lecturas, talleres, jurados, conferencias y presentaciones de libros. 

Textos suyos aparecen publicados en antologías, revistas culturales y periódicos de Cuba, Holanda, Argentina, México, Colombia, Italia, Uruguay, Perú, Chile, Rumania, España, Puerto Rico y Panamá. 




La poesía de José ‘Pepe” Sánchez



TRISTEZAS*

* Título de una canción de Pepe Sánchez, padre de la trova cubana.
     (trova)

Viejo amor
registra mi cuerpo esta noche
con un suave rumor de alga sedienta
algún pozo de Jacob hallarás

No te detengan tristezas de mi voz
trae el azul del mar con sus soledades
naufragios vientos y sal para mí
no vaya a tocarte el quejido del madero
ni el deshielo que alucina al corazón
sean míos todos los abismos esta noche

Viejo amor
ándame desnudamente como te sé
haz del tiempo una mascota íntima
como si solo tú y yo lo habitáramos

Esta noche ven sin armadura
registra mi cuerpo arenal azotado
sin temer marejadas ni súbitas tempestades
prosigue hacia su profundidad acuosa
ninguna aridez detenga tus manos
que algún pozo de Jacob hallarás




NO ARROJAR LA PRIMERA PIEDRA 

                      (Parábola)  

El que lea o escuche este poema
es ya cómplice de homicidio

Ha matado entre otras y tantas
la estupidez de autoagredirnos
como si fuéramos arcángeles de la verdad
y en cuanto amanece haya que calzarse el odio

Hace mil guerras mundiales pactamos la desnudez
y todavía florecen coleccionistas de inviernos
mercaderes del cuervo de Poe
claro ya sin la tenacidad del mar y sus cantos
los que sobrevivieron cuando la gratitud

Ser cómplice de homicidio
cuando se está matando el odio más antiguo
es vivir partidario a ningún muro
poseer luz a precio de luz

El que lea o escuche este poema
al menos mientras dure su fuego
no podrá arrojar la primera piedra





DEL AZAR Y OTRAS MUERTES

Un marzo en la tristeza de las cosas,
lluvias para evocar desvanecidos
portones, vagas calles, sueños idos,
memorias en el tiempo ya brumosas.

La valentía de no haber con prosas
comerciado. Caronte y los uncidos
potros de Aquiles, vientos de perdidos
reclamos que al azar ciego destrozas.

Viejos anuncios, golpes de la suerte,
silencios como muros y de espantos,
que salen de contrarios a perderte;

y tú solo, a mitad, sin saber cuántos:
Todo esto y más puede venir de muerte
en este día tan igual a tantos.    



  
APRENDIZ DE JUGADOR

Algunos hombres hacen de la suerte 
un arte. Yo he tenido que patearle
el trasero. Con estas manos darle
vida a un pozo de sangre y diaria muerte.

Algunos hombres llevan varias voces
en su equipaje por si cambia el cielo
de color. Yo aposté todo el desvelo
a un solo adiós de sueño y sed atroces.

Algunos hombres miran cómo el viejo
Tahúr parte las cartas, temerosos
del odio que marcaron ellos mismos.

Yo me bebo la vida con su añejo
golpear en mi puerta, sus acosos.
Aunque aprendiz, apuesto en sus abismos.





NO SER ULISES

Ay amor, cómo ser para este día
que eres el latifundio de mis manos.
Hoy que esperas de mí un sol de humanos
parto la desnudez en lejanía.

Ay amor, que me cercan la osadía;
y muero de no ser Ulises. Vanos 
puertos que anclar quisieron mis arcanos,
hoy son apenas esa sombra fría.

Ay amor, cómo andar tu voz con manos
de ángel del alba, labrador sin freno
de tu piel, si navego un mar ajeno.

Ay amor, cómo hacernos de este día
la desnudez de un viaje a lo divino.
Cómo no ser un triste peregrino.





LA BELLE ÉPOQUE

      Al cor gentil rempaira sempre amore
                GUIDO GUNIZZELLI 


Ser el mítico Dante enamorado
de una muchacha de mortal recuerdo.
De aquellos argonautas el más cuerdo
que en ningún puerto vio su amor varado.

Ser Ulises, de tálamo labrado
en un olivo de común acuerdo.
De aquel filibustero en que me pierdo
el corazón gentil que me ha faltado.

Ser a la vez el puerto y el navío.
Solo que para tanto amor y brío
siempre nos falta ancla, mar y el tempo

giusto para el mañana y lo vivido.
Y soy solo un romántico perdido
con el cauto disfraz de viejos tiempos.





A MI PADRE EN SU SILLON DE DECIRNOS

Mi padre está enfermo de vejez
como si lentísima muerte 
y el tiempo fuera un dado por lanzar
arrugas que amordazan su frente
contra mi beso

Tristemente está enfermo hasta la tristeza 
o soy yo que lo miro patriarca
y en su vejez tan la vida

su campo ya no es el bosque
árboles que truncasen los días fieles

La vejez no se muere se vive
calladamente
Y yo pienso qué triste mi padre

Enfermo está mi padre y yo lo arribo
con tanta fe de tenerlo así de joven
que alcanza apenas para decirnos ¡mis hijos!
ausentada barba que ya la madre
como de Dios no quiere encanecida

Mi padre está mortalmente enfermo
y pareciera yo su hijo
dándole de canas como yo te miro
y le convenzo cada arruga
cada doblez o bronquio consabido
en que no puedo su paternal susto

Y está mi madre emulando de mujer
en la lentitud del sillón que nos dice





PARADOJA DEL HOMBRE EN SU CIUDAD        
(Sobre una idea de Julio Cortázar)
                
      El poder no siempre corrompe a los hombres,
       pero los separa.

                  RAFAEL ALCIDES/ CUBA


Claro está Julio la auténtica realidad
es cada hombre y todos los hombres
aunque medien nostalgias selvas y otros ruidos
para bien del ocio fecundo
esa alimaña de perdurar

el hombre no es propiedad privada de nadie

Patria es humanidad dijo el Martí
no cercado de aquél he dicho yo
saludando a los muchachos del barrio
En mi puerta la bandera es el corazón

Uno debiera vivir sobre los trenes 
colgado de los letreros lumínicos 
ser socio fuerte en bares y casas de respirar
He aquí un hombre que sale a la calle
con altavoces en los ojos
que ofrece sus zapatos de andar rabiando
al que no usa espejuelos ni toca a mi casa
con palmadas preguntando por mañana
mirando qué cubre las paredes

un ser humano que enseña a su hijo
lo favorable de una revolución 
pero no acepto
que nadie venga a joder en mi desnudez
a decirme dónde colgar la voz

Alguien debe cuidar las puertas de la ciudad
sus símbolos nocturnos las aguas
con que aceras y casas reanudan el día

Claro está
es bueno que haya quien vigile
el cercado las trampas de afuera 
no tus naranjos sus púas ruidosas





LA HISTORIA ES UNA VERDAD VIOLENTA

y conoceréis la verdad,
y la verdad os hará libres.

JESUCRISTO
(Juan 8:32)


Tengo un hijo acabándome sus tres años
casa hecha de alaridos
polvo madrugadas y apenas

Unos deseos justos de sentarme suicida
en cualquier bar del mundo

Mi mujer soporta mi rostro indecible
cada día más deudor del porvenir

El porvenir está en buenas manos
están ahí para decidir el final de la casa
los juguetes la edad de mi hijo

Nosotros somos los buenos hijo mío
crece sin conocer la irreverencia de tu padre
sus gritos ocres sobre el pantano

Somos responsables adultos
ahora nos reunimos más
para reducir el costo de una muerte
los arsenales con fotos
sonrisas que agrietará la historia

No importa que una sola atómica 
baste contra ti
contra tantos contra todos
contra la mentira que nos invadimos

Hemos sembrado de hierro y frío las fronteras
pero no temas el futuro es tuyo
Vamos a legarles la esperanza sin clases
los frutos postergados de la verdad
el día de sernos más soportables

Nosotros somos los buenos hasta que crezcas
nadie podrá con vuestros arados
la paz que impondrán a nuestros huesos

Pero resulta que tampoco fuimos magníficos
la Historia es una verdad violenta
y todavía habrá que escribir
su más alada estatura

Tengo una deuda mal pagando la razón
cuando discutimos purificamos
vuestro horario para los delirios
los cantos que aprenderán del fuego

La historia también está hecha de alaridos
polvo madrugadas y apenas
y no hace que estés sin edad
para reventar esta reunión de siglo
Al final ustedes los verdaderos buenos
terminarán mirándonos por igual
seremos los antiguos malos
guerreros insomnes vencidos por la vida

Tengo un porvenir acabando mi casa
bien registrado el corazón
creo deberle una ironía sin paz
ni silla para sentarnos a beber

Las deudas que no tengo son el riesgo

Revolución es también crecer a mi hijo
legarle un porvenir sin alaridos
aunque sea con polvo madrugadas
y apenas




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada