viernes, 10 de mayo de 2013

ARMAND BERNIER [9798]



ARMAND BERNIER
Armand Bernier nació en Braine l'AUeud, BÉLGICA el 10 de febrero de 1902. 
Murió en Forest, el 27 Noviembre 1969.
Tiene doce libros editados y ha sido distinguido con el «Premio Verhaeren 1931» por «Le Carrousel d'Ennui», el «Premio Brabante 1934» por «Le voyageur égaré», el «Premio Polak 1936» de la Academia Francesa de Bélgica por «Le Sorcier triste» y el «Premio Trienal 1947-1949» por «II y a trop d'étoiles». 
Bernier dirigió la revista literaria «L'Avant-Poste», durante dos años. Es miembro de la «Unión Nationale de la Presse Clandestine», crítico de «Le Thyrse» y de los «Cahiers du Nord». Perteneció al comité director de «Le Journal des Poetes» y publica desde hace algunos años críticas de poesía en la página literaria de «Soir». 
Su producción es variada y consta de siete libros de poemas, una novela autobiográfica, prologada por Jules Destrée; una colección de novelas cortas, dos ensayos y una leyenda. Su primera obra poética, «Portes obliques», data de 1931 y su último volumen, también poético, «La famille humaine», de 1949. Su libro en preparación, «La grande Migration», pondrá, según confesión del mismo poeta, punto final a su primer ciclo, que aparecerá bajo el significativo título colectivo «Le Monde transparent». 
Le unió una gran amistad con Auguste Marin, el poeta soldado, muerto heroicamente a orillas del Lys en mayo de 1940. Fruto de ella fué un fino ensayo necrológico: «Auguste Marin, le poete á l'áme de cristal», importante para conocer la vida y la obra del malogrado autor de «Le Front aux Vitres». 

[Cuatro poetas belgas de hoy (Publicaciones de la Universidad de Murcia, 1950, trad. de Dictinio de Castillo-Elejabeytia)]



CUANDO PRONUNCIO...

Cuando pronuncio la palabra fuente, 
la palabra pájaro, la palabra rama, 
la palabra cielo, me parece 
que estoy cerca de Dios. 
A ese Dios llamo cada día, 
lo llamo dulcemente, 
lo llamo. Hay demasiadas estrellas. 
Moriré sin haberlo conocido, 
pero si está en mis poemas, 
es quizá que le amo 
sin saberlo. 



QUAN JE PRONONCE... 

Quand je pronoce le mot source, 
le mot oiseau, le mot branche, 
le mot ciel, il me semble 
que je suis prés de Dieu. 
Ce Dieu, je l'appelle chaqué jour, 
je l'appelle doucement, 
je l'appelle. II y a trop d'étoiles. 
Je mourrai sans l'avoir connu, 
mais s'il est dans mes poémes, 
c'est peut-étre que je l'aime 
a mon insu. 

(De «Quatre songes pour détruire le monden) 






DIOS LO HA DICHO A LOS PÁJAROS 

El gran secreto que conocer querríamos. 
Dios lo ha dicho a los pájaros. Por eso cantan 
y no están nunca cansados de cantar. 
Nada entendemos de ese purísimo lenguaje 
del cual hemos perdido la clave. 
Cuando el pájaro canta. Dios hace un signo. 
Se diría que el cielo sobre la tierra se inclina. 
Guardémonos de no escuchar. 
Es una alta recompensa, 
tal vez una última probabilidad 
de descubrir la verdad. 




DIEU L'A DIT AUX OISEAUX 

Le grand secret que nous voudrions connaitre, 
Dieu l'a dit aux oiseaux. C'est pour cela qu'ils chantent 
et ne sont jamáis las de chanter. 
Nous ne comprenons rien á ce tres pur langage 
dont nous avons perdu la clef. 
Quand l'oiseau chante, Dieu fait signe. 
On dirait que le ciel sur la terre s'incline. 
Gardons-nous de ne pas écouter. 
C'est une haut recompense, 
peut-étre une derniére chance 
de découvrir la verité. 

(De Dieu l'a dit aux oiseaux)







UN PAJARO DULCEMENTE CANTABA 

Un pájaro dulcemente cantaba 
sobre la rama baja de un pino 
y los caminantes creían que era poca cosa 
aquel pájaro que cantaba. 

Pero yo veía al árbol temblar, 
veía todo el cielo aproximarse al árbol 
y sabía que Dios, en alguna parte del espacio, 
escuchaba. 

Y yo escuchaba también cómo se prolongaba el canto 
de segundo en segundo, 
y gritando decía: «¡Qué júbilo en el mundo!», 
porque un simple pájaro se había puesto a cantar.




UN OISEAU DOUCEMENT CHANTAIT... 

Un oiseau doucement chantait 
sur la branche basse d'un pin 
et les passants croyaient que c'etait peu de chose 
cet oiseau qui chantait.

Mais je voyais l'arbre trembler. 
Je voyais tout le ciel se rapprocher de l'arbre 
et je savais que Dieu, '4"elque part dans l'espace, 
écoutait. 

Et j'écoutais aussi, le chant se prolonger 
de seconde en seconde, 
et je disais tout haut; «Quelle joie dans le monde», 
parce qu'un simple oiseau s'était mis a chantar. 

{De Dieu Va dit aux oiseaux) 





ARTE P0ÉTICA

Cuando en las fuentes tomo un poco de agua viva 
y en el cuenco la elevo hacia mí de mi mano, 
retenerte no puedo, belleza fugitiva 
que fluyes de mis dedos como el ensueño humano. 
Cuanto más y más me huyes, más mi deseo se obstina. 

Amarte quiero y toda mi vida a ti entregar, 
como amo en primavera el agua cristalina 
que encierro entre mis dedos para verla escapar. 






ART POÉTIQUE 

Lorsqu'aux sources, parfois, je prends un peu d'eau vive 
et releve vers moi, au vasé de mes mains, 
je n'en peux reteñir la beauté fugitive 
qui passe entre les doigts comme le réve humain. 
Beauté, plus tu me fuis, plus mon désir s'obstine. 

Je te veux t'aimer, toute ma vie en resigné, 
comme j'aime, au printemps, la belle eau cristalline 
que j'enclos en mes doigts pour la voir s'égoutter. 

{De Les heures incertaines) 






[TRANSPARENCIA] 

Tan transparente el universo era, 
que de Dios la escritura se veía, 
con fuego y profecía, 
esculpida del viento en la pradera. 

Tan transparente, 
que del maestro la efigie soberana 
era visible, cada momento, 
en la ventana 
del firmamento. 

De flor en flor la luz de Dios volaba. 
Su palabra en el trino del pájaro vibraba. 
Su júbilo en el agua del manantial temblaba. 

Mas Dios estaba en todo, en el alma y las rosas, 
y, si el hombre no daba sus ojos a las cosas 
y hacia sí los volvía, 
hallaba en el hondón de su conciencia 
—arco iris de alegría— 
de una inmensa esperanza la presencia. 




[TRANSPARENCE] 

Le monde était si transparent 
qu'on voyait l'écriture de Dieu 
en traits de feu 
sur fond de vent. 

Si transparent, que le profil divin du maitre 
était visible, par instant, 
a la fenétre 
du firmament. 

La lumiére de Dieu volait de fleur en fleur. 
Sa parole vibrait dans chaqué cri d'oiseau. 
Sa joie puré tremblait dans l'eau de chaqué source. 

Mais Dieu, étant partout, était aussi dans l'homme. 
Et quand l'homme fermait les yeux, 
au fond de sa conscience 
brillait 
l'arc-en-ciel d'une inmense esperance. 

(De «La famille humaine») 







[NUEVA LIBERTAD] 

De nueva libertad, el pan tendrá, sabroso, 
gusto de claridad y de armonía 
y bajo su corteza de alegría 
se oirá de los veranos el eco jubiloso. 

Sobre los cascabeles del potro perezoso 
las alondras dirán su mensaje ligero 
al labrador que afirma su amor al sementero. 

El hombre al escucharlo quedará confundido. 
No había nunca oído 
esa gran voz que de las cosas mana. 

El hombre al escucharlo quedará deslumhrado 
como un viejo durmiente despertado 
en el umbral de una era soberana.




[NEUVE LIBERTÉ] 

Le pain aurait un goút de neuve liberté, 
un goút de joie et de lumiére. 
On entendrait, sous sa croúte légére, 
l'écho des bruits heureux qui composent l'été. 

Dominant les grelots des chevaux paresseux, 
l'alouette y dirait son message de feu 
au faucheur affirmant son amour de la terre. 
L'homme, en les écoutant, semblerait confondu. 

II n'avait jamáis entendu 
la grande voix qui vient des choses. 
L'homme, en les écoutant, serait émerveillé, 
comme un vieux dormeur réveillé 
au seuil des temps d'apothéose. 

(De «La famille humaine»)




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada