martes, 11 de diciembre de 2012

CARMEN CURICHE [8771]




Carmen Curiche

Pertenece al Kolectivo We Newen , Temuko , Wallmapuche
Vive en Temuko (Chile) manteniendo un contacto constante y cercano con su comunidad Ragintuleufu, Nueva Imperial. Sin embargo, ella tiene una relación cómplice con Temuko intentando por medio de sus poemas comprender el dolorque sufre la mapu al verse tapada por el cemento y pisoteada por los wingka.
Carmen a través de sus poemas va rescatando la relación del mapuche con sus antepasados a través de los sueños “Kaballo bañado en tristes lagrimas de plata te veo correr por los suaves caminos de los sueños, donde con calma buscas la ruka de esa persona escogida por los dioses”, es sólo un fragmento de un poema profundo en sí mismo, que cuenta de sueños. Sueños que sólo algunos escogidos vivirán porque son mensajes de nuestros antepasados. Intenta rescatar la fuerza con la que la naturaleza nos habla “Soy el agua que sufre, soy ese menoko que resiste, ese ngenko weichafe que lucha ante la invasión del pino y eukalipto wingka”, nos dice que debemos escuchar la voz del agua y nuestro deber como jóvenes mapuche es aprender a respetar lo que
nos habla, así como debemos respetar a nuestros mayores, a los ancianos que han luchado al igual que nuestra mapu. Los poemas de Carmen representan el mensaje que nuestros antepasados nos envían a través de los sueños, muchas veces no sabemos como
explicarnos lo que en los sueños ellos nos dicen y es una tarea retomar el valor que significan los sueños para los mapuche.
(Extracto del prologo de poemario "Voz de Mujer " Natalia Molina Huenuqueo)





RECUPERANDO

DESDE LAS MONTAÑAS
HAN BAJADO NUESTROS ANTEPASADOS,
LOS GRANDES PU LONKO
VIENEN A ENSEÑARNOS LA LUCHA.

Los jóvenes los esperan ATENTOS
con manos abiertas de ilusión,
de esperanza y de vida
con los pies en el cemento.
Sobre el cemento de la envidia y la codicia
corriendo, saltando,
arrancando de todo lo malo
para atacarlo y sacarlo de nuestro ser;
el fuego de amor y libertad.
En los corazones de las nuevas generaciones
que como aprendices jinetes
aprenden de su identidad,
nos quitamos de la espalda
la simpleza WINGKA
y escuchamos a nuestros kuifykeche,
su gran enseñanza ancestral,
luchando, sufriendo, amando
de apoco iluminando cosechas.
Vamos recuperando nuestro espacio sagrado,
esos lugares donde nuestros viejos caminaron,
esos lugares que nos han dado vida
y así de poco florecemos con el amanecer
en esta lucha histórica
con la cual juntos avanzamos con el viento.





TEMUKO.

Eres la raíz de todo árbol
Puedo sentirte llorar
Estas noches un poco ahogado
Has sido parte de episodios de luchas
Has soportado injusticias y sufrimiento
Tierra pisoteada por personas sin sabiduría
Respetada por la gente de la tierra
Te imponen bloques de cemento
Y pocos saben que solo quieres ser libre
Que eres como el viento
Eres como un ave que emprende su vuelo
Libre como somos los hijos de la tierra
Te han contaminado, te han mal maltratado
Pero has de seguir con vida
Sufres al igual que mis hermanos
Yo lo siento en mi corazón
Tus calles solitarias amparan este llanto
El nido de momentos dulces como amargos
Pero sigues con vida
En cada amanecer con un respiro nuevo
Amparas esta resistencia 
En cada canto de madrugada.




LA LUCHA DE MI PUEBLO

Mapu tú que has sido parte de la lucha de mi pueblo
tus imponentes bosques han visto como en noches como esta
el mapuche luchó por la vida y sigue luchando
fuerza que nuestra sangre guerrera impone
tus ríos siguen latentes y correntosos
ante el daño de los que quieren cada vez más poder
años de lucha de este pueblo sabio y aguerrido

Cuántos mapuche han vivido junto a la destreza de tu oscuro manto
luchando por una mejor vida, junto a su gente y a su tierra
hermanos, seguimos vivos como cada briza matinal 
cada lágrima de lucha, de dolor y tristeza de una mujer 
hacen brotar cada vez la fuerza de esta sangre
junto a cada suspiro profundo de este viento
en cada secreto que esconden estos bosques
la pureza de la vida nos empapa de humilde sabiduría
ante el maltrato que se le ha hecho a mi pueblo por tantos años

Ni la injusticia, ni la impunidad de asesinos
Pararán este grito hecho canto de libertad
en cada weichafe herido, estamos nosotros vivos
que el newen de nuestra ñuke mapu se escuche por todo el territorio
que el grito del mapuche sean miles de rugidos por la mapu
porque estoy yo, estamos nosotros, nuestro futuro
luchando por nuestra gente, por nuestra tierra, por lo que somos
junto a nuestro conocimiento, nuestros ancestros, el pasado 
y el presente.






NOCHE AZULADA

Y en esta noche azulada te han dicho tus antepasados
El secreto que en tus venas corre
Esta noche azulada ellos te exigen
Que nos los dejes solos, que no los olvides
Que están presente en tu cuerpo, en los campos 
que desde niña recorriste
Te dicen que junto a ti, el camino esta forjado
Niña mapuche, escucha la fuerza del menoko
Escucha los secretos de esta tierra que te mira y te abraza
Tus ojos oscuros son parte del equilibrio de lo que te rodea
Esta noche azulada tus antepasados te han visitado
El lonko junto a su sabiduría, la machi con la fuerza de los dioses
El weichafe que te protege junto a su destreza y valentía
Niña mapuche no los olvides, te han dicho que tu corazón 
corre libre como el viento
Te han contado de duros días de lucha, te han dicho que no eres 
la única
Te han pedido que ante el sufrimiento seas fuerte y luches 
sin mirar hacia atrás
Ellos no quieren estar tristes, por que si estas débil ellos desde 
el cielo lloran
Nos han querido exterminar, nos han hecho sufrir por ser diferentes 
y únicos
Pero niña mapuche, no olvides tu lugar, no olvides el trayenko 
en los cuales tus hermanos beben
No olvides tu ruka niña mapuche y el kultrung que se escucha 
por el viento
Pidiendo a sus hermanos; que escuchen los latidos de su corazón 
que día a día claman por libertad.






Padre

Tus pisadas marcaban con firmeza
una historia que ha quedado plasmada en mi ser,
tus manos de trabajo gruesas y fuertes
tomaban las mías para caminar por esta fría ciudad;
me sentía tan segura, seguridad reflejada en este caminar.
Dureza logré ver en tus ojos oscuros
y a la vez el amor protector que jamás vi en otra mirada,
las palabras se hacen tan lejanas y extrañas.
Sentada en tus rodillas al lado del fogón
te escuchaba conversar con mi abuela,
sin entender muchas veces la razón;
la felicidad irradiaba en los corazones.
Seguridad sólo conozco a tu lado y de nuestra gente,
pues ya grande logro darme cuenta de todo lo hermoso 
que me has dado,
de todo lo que irradiaron tus palabras en este corazón.
Lejos de tu esencia has sembrado estos caminos,
el camino que seguiré yo gracias a ti
y seguirán atrás, luchando porque así somos,
porque así nos enseñan nuestros antepasados,
porque lo has dejado muy claro.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada