martes, 8 de marzo de 2016

RUBÉN GUERRERO [18.211]


RUBÉN GUERRERO

Nació el 29 de mayo de 1982 en Avellaneda, Argentina. Actualmente vive en Adrogué. Es Redactor publicitario. Estudiante de la carrera Licenciatura en letras de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora. Exfutbolista. Colaborador en la editorial Zindo & Gafuri. Participó en el grupo de poesía “Paladar espina”. En 2013 publicó el libro No transpira bajo el sello editorial Zindo & Gafuri. En los próximos meses publicará su segundo libro Ahora que estamos en verano.   




Villa Gesell

Sentado en una reposera miro la carne en la parrilla.
Ella sentada un poco más allá
lee una revista.
Vinimos a Gesell por el fin de semana, 
el lunes ella entra temprano a trabajar. 
A esta edad la carpa más de dos días se vuelve una ofensa.
Pienso que ella debe pensar que no me da para llevarla a un hotel
y no me da,
pero tampoco
me da
el cuerpo
para más de dos días en carpa.
Hoy a la mañana me dijo
que hace un tiempo que estoy como en otra.
Hace unos días que tengo
en la cabeza
cómo habría sido todo si no hubiese dejado el fútbol,
si me hubiese bancado los entrenamientos,
no salir
y largar, un poco, el alcohol.
Hoy sería todo de otra manera,
sería todo un poco más fácil.
Ahora miro la carne en la parrilla
y pienso
en su reclamo.
Construyo el tiempo con el peso de sus palabras.
Ya casi está el asado, en un rato comemos, le digo.

Poemas de “no transpira” Zindo & Gafuri 2013





XI

Como las estrellitas
de navidad
algunos pibes se apagan.





Canción 

Hacia allá cultivo los pornógrafos
las huellas dactilares de lo oculto
siempre (cuándo el viento) salgo a sulfurar
corazón sulfatado no late, el bombo no acompaña
afuera los pájaros
me baño con la idea:
lomo educado no transpira.




AHORA QUE ESTAMOS EN VERANO
(adelanto, zindo & gafuri, 2016)




Un poema por día
uno sólo
o
piano piano.

Antes de escribir 
mirar el horóscopo




Levantamos paredes

Mañana me pagan
hoy ayudé en una obra en construcción
levantamos paredes.
Hoy ella hizo fideos, compró cerveza.
Hace calor.
Esta noche dormimos juntos 
con la ventana abierta.
Mañana me pagan
mañana invito yo
mañana.   




Bizcochitos

Me gusta pensar en cuando todo estaba tranquilo
y no había mucho para pensar
en eso me gusta pensar.
Invento cosas para arremangar el tiempo.
Otra vez el paquete trajo 22 bizcochitos y medio. 




Los broches

Ponía los broches sobre la ropa de manera que tres broches
abarcaran tres prendas y media.
Distribuía todo
éramos cinco y no sobraba nunca
nada.
La mermelada de la tarde, los cinco en la mesa, el televisor  encendido
ella distribuía el pan, el mate cocido 
y ninguno
de los cinco
hablaba
porque no pensábamos en que la falta era un impedimento,
no pensábamos en eso.
El mundo era
ella
distribuyéndolo todo . 




Vuelta

Es un bondi
es una situación inicial
después las ventanillas dirán
si duele, si vuela algo
quizá una ropa no es suficiente y tampoco
mirar como un otro mira
y hasta ahí se llega
después
siempre
me bajo
pongo un pie en el estribo
el otro pie
en el aire
y me bajo
como si bajara a alguien más




Salón “El alce verde”

Voy al cumpleaños de Mateo, el nene de Julio.
Voy porque los quiero.
Al pibe no le pude comprar nada.






.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada