miércoles, 3 de junio de 2015

JOANNA MANC [16.186]


JOANNA MANC

Joanna Manc nació en Gdynia, Polonia, en 1959 y llegó a Alemania a la edad de nueve años. Trabaja como traductora de literatura polaca y escribe en los dos idiomas. Sus poemas están en las revistas culturales polacas Borussia, Pogranicza y Kultura (París) y apareció en una antología de Alemania y Polonia. En 2008 fue premio Deutsch, en el Concurso Internacional de Poesía "Féile Filíochta" en Dun Laoghaire (Irlanda) con el segundo premio en la categoría.


¡Ah, la felicidad! El eterno objeto de deseo y reflexión. Lo inalcanzable. Tema de miles y miles de manuales de autoayuda. El motivo de sucesivas e inacabables abstracciones humanas. Estímulo de cálculos que muchas veces conducen irremediablemente a la desdicha permanente, a una desdichada esclavitud. En la poeta germano-polaca Joanna Manc (Gdynia, Polonia, 1959), de la felicidad se habla con cierto pesar, uno no puede deshacerse de ella, por más que las presiones de una vida amaestrada nos indiquen que debemos resistírnosle. Porque la felicidad, entre las entrañas de la poeta --que es desde donde habla el yo poético de Joanna Manc en este poema-- es líquido, es fruta, es hoja, es una textura, un sabor una forma en el cuenco de la mano. En este poema, los saltos entre las atmósferas táctiles, los flujos corporales y la mirada irónica del yo consciente se confunden en una almagama de sensaciones que casi termina con la lamida de una ola a todo lo gris cavernario del estresado hombre moderno, con la lengua de nuestro perro preferido limpiándonos la cara. Y uno casi oye el rumor  de ese oleaje leve, y uno casi oye el gemido, ese discreto gritito de placer... 
     


Felicidad

En circunstancias normales
nada tiene de sociable
con recelo la ven las cotidianas
cotidianeidades de cada día
poco apreciada por los vivos y,
en casi todos los casos, desconocida

(su pariente lejano
—el mal humor— ha gozado siempre
de un mayor reconocimiento)

Y así y todo…
no puede uno quitársela de encima

Entre las hojas del manzano
se mezcla con el zumo de unos frutos
que su redondez ha puesto
en nuestras manos

Irrumpe con las olas en la orilla
y roza el arenoso claro gris
cuando el sol, mareado de bochorno,
se pone, y el día respira profundamente

A veces explota –cabalgando sobre unas bachianas—
en nuestros cuartos
y se apodera de todo, ruidosa
haciendo sudar los ojos.

Los niños y los perros la distinguen enseguida
perciben de inmediato el familiar olor.



Glück

Unter normalen Umständen  
nicht gesellschaftsfähig 
von den Alltäglichkeiten des Alltags 
misstrausich geäugt 
bei den Lebenden wenig beachtet 
in den meisten Fällen sogar unerkannt 

(sein entfernter Verwandter 
-der Unmut- 
erfreute sich schon immer 
einer viel grösseren Aufmerksamkeit)  

Und doch... 
es lässt sich nicht so leicht abschütteln 

zwischen den Blättern des Apfelbaums 
vermischt es sich mit dem Saft 
der Früchte, die ihre Rundheit 
in unsere Hände legen 

Es schlägt mit den Wellen ans Ufer 
an das sandige Hellgrau 
wenn die Sonne von der eigenen Hitze taumelnd 
untergeht und der Tag tief Atem holt 

Manchmal platzt es -auf Bach'schen Noten reitend-  
in unsere Zimmer 
und macht sich tosend breit  
dass die Augen schwitzen 

Kinder und Hunde erkennen es am schnellsten 
spüren sofort den vertrauten Geruch.

http://anibalcampostraduccion.blogspot.com.es/2015/02/joanna-manc.html
 Traductor: José Aníbal Campos









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada