viernes, 23 de mayo de 2014

HUGO MONTES [11.798]



Hugo Montes

Hugo Montes Brunet es un chileno, doctorado en Filología románica en la Universidad de Friburgo (Alemania), empresario educacional y Abogado por la Pontificia Universidad Católica de Chile, Premio Nacional de Ciencias de la Educación 1995. Hijo de Eugenio Montes Vicuña y Consuelo Brunet Bunster. En diciembre de 1965 ingresó a la Academia Chilena de la Lengua. Ha escrito más de 50 libros y cientos de ensayos.

Ha impartido clases en numerosas y prestigiosas universidades. Fue director de la "Revista Chilena de la Literatura".

Estudios y Grados Académicos

Derecho en la Universidad Católica de Chile y título de Abogado (1950).
Pedagogía en Castellano en la Universidad de Chile y título de Profesor de Estado (1953).
Filología Romántica en la Universidad de Freiburg, Alemania, y grado de Doctor en esa especialidad (1961).

Distinciones

Miembro de Número de la Academia Chilena de la Lengua. (1965).
Premio Alerce de la Sociedad de Escritores de Chile (SECH) (1960).
Premio Ramiro de Maeztu del Instituto Chileno de Cultura Hispánica (1950).
Condecoración del Gobierno español como oficial de la Orden de Isabel la Católica (1974).
Cruz del Apóstol Santiago, del Arzobispado de Santiago, por servicios educacionales (1968).

Labores Anteriores

Profesor Titular de Literatura en la Universidad de Chile. Profesor Titular de Literatura en la Universidad Católica de Chile. Fundador y Rector del Colegio San Esteban. Presidente de la Comisión Nacional del Libro y la Lectura.
Profesor de Castellano en el Liceo Alemán (1950- 1956).
Decano de Estudios Generales en la Universidad Austral de Chile (1958- 1960).
Decano de Filosofía y Educación en la Universidad Católica de Valparaíso (1964-1967).
Director Subrogante del Centro de Perfeccionamiento e Investigaciones Pedagógicas del Ministerio de Educación (1968-1969).
Profesor invitado en las Universidades de Cuyo, Costa Rica, Freiburg (Alemania) y Notre Dame (Indiana).
Rector del Saint George's College (1977-1985).

Principales Publicaciones

1. Ensayos

Ideario Político de Baltasar Gracián, UC, Santiago, 1949.
Poesía actual de Chile y España, Sayme, Barcelona, 1963. 2ª ed. Editorial del Pacífico, Santiago, 1970.
Estudios sobre La Araucana, UC de Valparaíso, 1966. 3ª ed. Id, 1975.
Lírica Chilena de hoy, Zig-Zag, Santiago, 1967. 2ª ed., Id. 1970.
Para un curso de Poética, UC, Santiago, 1967. 2ª ed. Universidad de Costa Rica, San José, 1973. 3ª ed. UC, Santiago, 1984.
Nicanor Parra y la poesía de lo cotidiano (en colaboración con Mario Rodríguez), d. del Pacífico, Santiago, 1970. 2ª ed. Id., 1974.
Para leer a Neruda, Ed. Francisco de Aguirre, Buenos Aires 1974.
Capítulos de la literatura chilena, C.P.E.I.P., Santiago, 1974.
Ensayos estilísticos, Gredos, Madrid, 1975.
Leyendo a Chile, (Ilustraciones de Lukas), Ed. Andrés Bello, Santiago, 1977.
El mundo está bien hecho, Ediciones del Colegio, Santiago, 1979.
Machu Pichu en la poesía, Santiago, 1972, 2ª ed., Cultura Hispánica, Madrid 1975.
Poesía y educación, Editorial Universitaria, Santiago, 1980.
Prosa y Poesía del Barroco, Editorial de La Muralla, Madrid, 1980.
A los Alumnos que se van, Saint George's College, Santiago, 1984. Varias reediciones.
Machu Pichu en la poesía de Pablo Neruda, Zig Zag, Santiago, 1991. Por nuestro idioma, Universidad Andrés Bello y Ediciones San Esteban, Santiago, 1992.
De la vida de un profesor, Ediciones San Esteban, Santiago, 1991.
Por nuestro idioma, Universidad Andrés Bello y Ediciones San Esteban, Santiago, 1992.

2. Poesía

Plenitud del límite, Editorial Nuevo Extremo, Santiago, 1959.
Delgada lumbre, Editorial Universitaria, Santiago, 1960.
Alto Sosiego, Instituto de Cultura Hispánica, Valparaíso, 1964.
A manos llenas, Universidad Católica de Chile, Santiago, 1972.
Poemas, Editorial del Pacífico, Santiago, 1973.
Oficios y Homenajes, Mar del Sur, Santiago, 1974.
Obra Poética, Mar del Sur, Santiago, 1981.
Amanecer en Pomaire (Ilustraciones de Lukas), Editorial Pomaire, Barcelona, Santiago, 1983.
Claridad Humana, Editorial La Muralla, 1987.

3. Antologías

Poesía chilena. Antología de Medio Siglo, Editorial del Pacífico, Santiago, 1956.
Antología de la poesía chilena contemporánea, (En colaboración con Roque E. Scarpa), Gredos, Madrid, 1968.
Para saber y contar (Cuentos de Las Mil y una noches), Zig Zag, Santiago, 1974.
Poetas del amor, Ediciones Universitarias, Valparaíso, 1975.
Los poetas del Mar, Editorial Andrés Bello, Santiago, 1978.
Antología poética para jóvenes, Zig Zag, Santiago, 1982. 6ª ed. Id. 1994.

4. Textos de Estudio

Literatura española, Época de Oro, Ed. del Pacífico, Santiago, 1956.`
Literatura española, Época Moderna, Ed. del Pacífico, Santiago, 1956.
Literatura española, Época Arcaica, Ed. del Pacífico, Santiago, 1957.
Historia de la Literatura chilena (en colaboración con Julio Orlandi), Ed. del Pacífico, Santiago, 1955.
Letras de Chile (en colaboración con Julio Orlandi), Ed. del Pacífico, Santiago, 1970. 2ª ed. Id, 1972
Literatura regional de Chile (en colaboración con Julio Orlandi), Mar del Sur, Santiago, 1976.
Cómo se dice, Universidad Católica de Valparaíso, 1978.
20 Clases de Literatura Española, Ed. Portada, Santiago, s.f.
Ortografía (en colaboración con Inés De Laire, Universidad Católica, de Valparaíso, 1977. 4ª edición, Id., 1980. Castellano.


FUENTE: Dirección de Comunicaciones, Universidad de Chile, 1995.




YO LE DIRÉ 

Yo le diré "ésta es tu casa, la 
mesa es ésta en que esperaba, aquí 
te sonreía, ¿lo recuerdas?, el libro 
ahora terminado y estas lilas". 

Yo dispuse este cielo para ella. 
Al alba lo medí mientras dormía. 
Le inventé tanta fragancia, la 
dulce transparencia en que reposa, 
y el río virginal eché a correr entre los campos. 

¿Qué más, amor, qué pura 
esquina necesitas, qué silueta 
de voces, qué llamada? 
Converso yo para que escuches y 
el eco guardo de la fruta crujiente, 
del radiante cuchillo en la verdura.

Mas la tarde también yo la acumulo, 
porque sé que hay sombras en el mundo 
hay sombras, amor, que venceremos con 
el alto fulgor de la palabra. 
Y es tu nombre, y lo diremos, la palabra. 

Cuando todo esté, cuando 
la mano y lo que entrega, 
yo le diré, yo 
te diré, 
y la casa habrá de abrirse, 
tú entrarás, ya estás en ella, 
de par en par habrá de abrirse y, 
las puertas cerradas, el amor conoceremos. 

(De DELGADA LUMBRE)







ELLA 

Es silenciosa, ensimismada, 
como espacio de mi voz, 
como el aire que absorbo si respiro, 
la forma mía es si me recojo, 
el hueco de mi mano en la mañanas, 
la brasa lenta de unas tardes tristes, 
y brisa habrá de ser por el verano o 
junco o mimbre, esbelto tallo, 
como línea de precisos campanarios. 

Se sonríe 
y su sonrisa al sonido se prende 
de los álamos cimbrados, 
al vaho de los surcos más recientes. 
Yo la dejo pasar entre mis dedos 
a la recóndita penumbra de la infancia; 
mi breve historia ahora iluminada 
da en futuro, 
tranquilo esfuerzo por el ser seguro. 

Así es y yo la quiero 
y le digo quedamente 
"te esperaba, lo que eres, 
todo canta, el 
cielo, el muro, la montaña". 

(De ALTO SOSIEGO) 






EL MENSAJERO 

El día amaneció tan mensajero, 
tan ala azul al aire transparente, 
fue todo claridad tan de repente, 
que no pude callar lo que te quiero. 

Lo principal, amor, es que el alero 
de este día nos cubre juntamente, 
que por el mundo su rumor de fuente 
va diciendo que soy tu compañero. 

Es tan fácil ahora tu recuerdo, 
al objeto más simple encomendado; 
hasta en la sombra por la luz me pierdo, 

sumido ya en presencia mi cuidado. 
No es espera mirar hacia las cosas, 
que en ellas invisible tú reposas. 

(De PLENITUD DEL LÍMITE). 







REPARTES DE MAÑANA 

Repartes de mañana la blancura, 
los sabores repartes, la alegría; 
y en jornadas de ropa y de dulzura 
por tu mano sin joyas viene el día. 

Cotidiana de luz, traes la pura 
claridad de vivir al alba fría 
y todo en tu costumbre se inaugura; 
la casa ya no es nombre, es poesía. 

Y cuando por la tarde, reclamada 
del sol vas declinando, paso a paso 
a la quietud te tornas silenciosa, 

recoges cuanto existe en tu regazo 
y todo en tu silencio se reposa. 
Así será el amor, si tú mi amada. 

(De A MANOS LLENAS). 







TRANSPARENCIA 

El árbol nadie que no dice nada 
en el jardín de nadie crece y canta; 
nadie lo escucha, nadie, sino el agua 
y allá en el aire -abierta- una ventana 

por donde nadie asoma y nadie llama: 
la transparencia impuso su mirada. 
No es paisaje el paisaje ni es la casa 
el sitio en que se juntan hombre y plaza. 

Al fin quizás no más que la esperanza 
de ver un día lo que hoy no pasa 
y no puede pasar. Todo es distancia 

de realidad y apenas -siempre escasa- 
la cosa existe sólo en la palabra. 
Se salva así la nada, por nombrarla. 

(De POEMAS DE LA PAZ). 




Delgada lumbre

Delgada lumbre
Autor: Hugo Montes
Santiago de Chile: Alerce, 1959



CRÍTICA APARECIDA EN EL SIGLO EL DÍA 1960-03-27. AUTOR: YERKO MORETIC
La poesía de Hugo Montes es agudamente sensorial y muestra al poeta consciente de su inmersión en la naturaleza, identificado con ella y proyectando hacia ella, para entenderla y expresarla, su vida sentimental:

“El aire abría un hueco en la medida
de nuestros cuerpos
que se amaban
y todo, viento y rosa, era un espacio
a sus ansias azules conformado”.

Gravita en este poeta, dentro, claro, de su sello personal, algo duro, enfático, soberbio: la obra de los grandes autores castellanos, especialmente del Siglo de Oro.

El libro consta de dos partes. La primera, “Desde la Ternura”, comprende una docena de composiciones amorosas ofrendadas a una mujer cuya historia alcanza a insinuarse en algunos versos. La segunda parte –sonetos, en su mayoría- ofrece una temática más variada: el pueblo, la patria, el hogar, otoño, etc.

Como comentarista literario, Hugo Montes se ha mostrado en otros libros muy aficionado a emplear la estadística en el análisis del estilo. ¿Qué podría decir el crítico Montes con respecto a la veintitantas veces que el poeta Montes utiliza términos que denotan” esbeltez, alargamiento y cima? Ejemplos: “delgada lumbre, “alto fulgor”, “altura”, “cumbre”, “delgadez”, “delgada esbeltez”, “su dulzura me alarga”, “crecerás como una espiga”, “estrechez”, “aire adelgazado”, “esbelto día”, etc.











No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada