miércoles, 21 de mayo de 2014

ELIANA GODOY GODOY [11.761]


ELIANA GODOY GODOY
Concepción, Chile (Nació en 1925 y murió el 30 Diciembre 2006). Poeta de la región, su trabajo literario ha sido publicado en diversos medios y aparece en la antología de poetas regionales Los lugares y las nubes (1994).



Soñar no hiere.
Lastima despertar
entre colmillos.




LA POETA ELIANA GODOY GODOY / CHILE

Por Narcisa Lezano Barriga

Qué mejor que cuando recientemente se celebró el Día Internacional del Libro, para escribir estas Alegorías de Añoranzas en favor de la Poetisa Eliana Godoy Godoy. Nacida en San Pedro de la Paz y con residencia en Talcahuano y quien, en el último día del 2006, decidió irse a escribir sus Haikus; como llamaba a sus poemas, que en estos últimos años eran publicados en la revista Safo, más allá de nuestro horizonte universal. Ella en vida, abrió puertas a una buena cantidad de poetas emergentes y nos ayudó que sus entradas a ellas no fueran con muchos obstáculos. Corregía nuestros errores literarios, nos felicitaba cuando mejoraba nuestra escritura. Incluso nos premiaba a través de su revista literaria “Luz Verde” y nos daba a conocer en otros medios literarios o en Antologías.

La conocí a través del poeta de Tomé Arce Ruby ha mediado de la década del ochenta. Él me dijo “Escríbele porque se parece a ti”. Con el tiempo me enteré que tenía cierta invalidez a causa de un accidente de tránsito en su juventud. Por lo mismo vivía retirada y no asistía a actividades públicas. Pero era muy conocida y respetada a nivel latinoamericano en el medio literario.

De ella guardo bastante correspondencia y muchos de sus libros. Varias veces hablamos por teléfono, porque se preocupaba cuando escuchaba que aquí en Nacimiento ocurrían incendios forestales o inundaciones. Me decía: “Por mi edad, puedo ser tu abuela”, “Cuando estés triste acuérdate de los aplausos que te brindan cuando lees tus poemas”, “No tengas miedo en dar a conocer tu Labor Literaria porque tú tienes carácter para escribir y anota todas las actividades literarias que realizas y publícalas”…

De igual forma, en su debido tiempo, le Agradecí todo este Fraternal Apoyo que me dio desde que la conocí. Por lo mismo, no podía dejar de hacer esta Alocución; Dedicada a Ella con el nombre que le puse a cinco de mis poemas breves y que los publicó en su revista Luz Verde. Además mis prosas que premió en el año 1994, como lo fueron Crónicas Para Tus Viernes y Tregua; aún guardo el Diploma que me envió. Más, cuando publiqué mi Poemario dedicado a Angol, ella me regaló su publicación porque había conocido esta ciudad y le había encantado su Plaza de Armas. También Prologó mi Poemario “Pinceladas De Los Tiempos”.

ALEGORIAS DE AÑORANZAS EN FAVOR DE LA POETISA
ELIANA GODOY GODOY




PARA TI, MI FIEL RECUERDO

Amaré en silencio
Tu verdad,
Mientras tenga luz
Mi razón.
Adornare mi casa
Con tus ideales.
Yaceré sobre el huerto
Del tiempo;
Anhelando que tú renazca
Igual que las flores.







SUEÑO OTOÑAL



PREÁMBULO

Inauguro lápiz y papel
en un intento de luz
para lo que vendrá
desde lo ignoto.

No proyecto,
el agua libre corre, simplemente.

Signos elaboran rastros.
La cara blanca pierde virginidad.

Estoy en el instante del salto
hacia el sonido.

Elevo anclas, rompo amarras, navego.
El norte espera.
Debo vencer latitudes
esquivando rutinas centenarias.

Irrumpo.
Esculpo brotes contrarios al desierto.
Cascada y mar conforman
mezcla de sabores.
Embrujos arrastran.
Vivo la ventura de ser
en policromía flamante.

Paralelo al horario
dilata el mundo del recién nacido.



1

Trino el despuntar.
Hace huir sombras
un silabario fulgente.
Mis cuencas están llenas de ojos
ansiosos de horadar la vida.

La ciudad es rueca
hilando vellones multicolores.
Camino veredas sin nombre
para bautizar su sueño.
Descubro inéditos
en las esquinas.
Hay un paraíso
al abrigo de los tilos.
La atmósfera desgrana sementeras
bordeando abismos.
Ráfagas azules impiden
desbarranque el pan.
Retretas alegres,
acallan lamentos de tórtolas.


II

Floreces al calor del regazo.
La sed carece de límites.
Desato caminatas adivinando perlas.
Desarrolla el mundo erizos centinelas.
Flamean banderas encendidas por tu sol.
Cuando el inicio sea historia,
tal vez trinos del despuntar continúen.


III

La ciudad envejece
sobre nuestros hombros.
Idioma de computadores enlaza.
Sé de tu tiempo, como tú del mío.
Estamos en el fruto de nuestro árbol.
Gorriones alardean por lo que nunca fueron.
Agonizan entre telarañas
fórmulas antiguas.

Para darte un banquete de astros,
vuelco ante tus ojos, bengalas encendidas.

La ciudad encumbra, nosotros con ella
desentrañamos el secreto de los arroyos.


IV

Cuando el amor florece,
hay balcones sonrientes.
La ciudad no niega
virtudes del campanario.
Ella agiganta,
nosotros maduramos.
Escaños y tilos congenian
confidentes.
En geografías del nido,
copas ofrecen un horizonte
y suelas, caminos por recorrer.
Somos un sueño de otoño
traducido en palabras.








CRÍTICA APARECIDA EN LA NACIÓN EL DÍA 1961-02-12. AUTOR: EMILIO MOHOR

La editorial Consagración, de Buenos Aires, ha editado en hermoso formato verde y dorado “Cascada lírica”, de Eliana Godoy Godoy. Ella vive en San Pedro, al otro lado del río Bío-Bío y creo que casi todos los días atraviesa el puente –que los últimos sismos deterioraron- para ir a Concepción, a sus menesteres, que ignoro cuéles son, pero de sus ocupaciones literarias sé que es Miembro Especial de Honor de la Academia Hispanoamericana y “Zenith” de Costa Rica, Delegada Permanente en Chile de la Aleanza Internazionale del Giornalisti e Scrittori Latini, con sede en Roma, y Miembro de la Cooperativa Nacional de Escritores del Uruguay.

Ha publicado “Fulgores y sombras”, “Luz de estrellas”, “Simplemente nada”, “Sol y bruma”, “Amarente”, “Surco tenue”, “Tres horas de ilusión”, “Fuego eterno”, “Látigo y néctar” y “Encaje sutil”, obras que se encuentran diseminadas por América y España; como se puede apreciar, ella misma es una cascada lírica. “Cascada lírica”, la autora lo dedica a la memoria de la ilustre dama chilena, señora doña Rosa Ester Rodríguez de Alessandri.

Se aprecia algo fundamental y recio en la obra de Eliana Godoy. Su poesía es expresión estética; originalidad del pensamietno; invenciones fantásticas; sentimientos delicados; aspiraciones desinteresadas y elevados ideales. En “Sortilegio, camino y canción” nos envuelve en los finos arabescos de su poesía:

“Margarita plena de pétalos blancos
en ti se enredan golondrinas de amor.
Tu encaje cobija solitarios blancos,
y tu cofre de oro, secreto y candor.
Las diestras te cogen, aliento de ensueños,
sedientas y ansiosas de un sí rededor.
Los pétalos caen en giros sedeños,
para ser alfombra de paz sin dolor.
Florece sublime, pan de enamorados
y sembrador constante de bella ilusión:
tu gloria consiste en los sí inmaculados.
Tu fuerza es la lumbre de noble pasión.
Margarita hechida de faros alados
eres sortilegio, camino y canción”.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada