martes, 25 de febrero de 2014

GALO GHIGLIOTTO [11.074]


Galo Ghigliotto

Galo Ghigliotto (Nació en Valdivia, Chile - 27 de junio de 1977) es un escritor, poeta, editor, guionista y realizador audiovisual chileno.
Sus textos han aparecido en publicaciones impresas de Chile y otros países. Ha publicado los poemarios Valdivia, Bonnie&Clyde y Aeropuerto.
Es considerado un poeta de estilo innovador, perteneciente a una generación de escritores jóvenes que destacan por una gran potencia lírica.
Como guionista ha trabajado en productoras audiovisuales y producciones independientes. Como realizador ha realizado videopoemas sobre textos de otros autores, entre los que destacan Mi de Germán Gana Muñoz, Víctor Sarmiento de Marcelo Guajardo Thomas y El alcohol de los estados intermedios de Gladys Mendía, entre otros.
Actualmente es director de Editorial Cuneta, y organizador de la Furia Del Libro, feria de editoriales independientes. Es creador del sitio Registro Visual de Poesía Chilena, espacio que almacena registros audiovisuales de poetas chilenos.
En 2010 fue elegido uno de los 100 jóvenes líderes de su país por la Revista Sábado del diario El Mercurio. En 2011 recibió la Beca de Creación Literaria del Consejo Nacional del Libro para la escritura de su novela Maleza. En 2012 participó en una residencia en La Maison de la Poésie de Rennes, Francia.
En 2013 publicó su primer libro de narrativa A cada rato el fin del mundo. A raíz de este conjunto de relatos, el crítico Juan Manuel Vial escribió en La Tercera "La prosa de Ghigliotto es limpia, cuidada y simple, aunque en el momento oportuno puede llegar a ser elaborada con sumo esmero[...] En suma, el debut de Ghigliotto en la tierra de la prosa es un hecho que no ha de pasar inadvertido: aquí hay harto más que buena prosa.".
Por su parte, el crítico Rodrigo Pinto señaló en su columna de Revista El Sábado: "Ghigliotto pasea por tópicos clásicos: el clasismo chileno, la inseguridad de las carreteras bolivianas, la discriminación hacia los egresados de universidades privadas, la fragilidad de la pareja, por citar algunos ejemplos, pero desde un ángulo siempre inesperado. Varios de los cuentos parecieran desplegarse en varias dimensiones; tan importante es la historia que se lee como las otras que se sugieren, los futuros posibles, las múltiples posibilidades que abre el azar y que el mismo azar se encarga de conducir. El libro es también singular por la calidad de la escritura. No hay excesos de lirismo, sino una contención en la escritura, un ritmo pausado, que, sin embargo, pone en tensión estas historias mínimas –o minimalistas-, paisajes personales, momentos de vida, tensión que despierta la curiosidad y motiva a la lectura." 

Bibliografía

Valdivia (poesía)(Santiago: Mantra Editorial, 2006) (Lyon, Francia: L'atelier du tilde, 2012)
Bonnie&Clyde (poesía)(Santiago: Garrapato Ediciones, 2007)
Aeropuerto (poesía)(Santiago: Editorial Cuneta, 2009)
A cada rato el fin del mundo (cuentos)(Valparaíso: Emergencia Narrativa, 2013)





(de Monosúper):
desde los paisajes celulares se puede ver el sol:


es una molécula de ADN gigante que proyecta información
a lo ancho del citoplasma.
parece sonar de tanto que vibra colores de fuego.
se desenrolla en sentido del tiempo
como un papiro demasiado moderno de tan antiguo.
por sobre los paisajes celulares y el estadio de la mitocondria empuja
un largometraje de colores que lo tiñe todo.
esta vida es efímera a la velocidad de la luz.






monosúper olvidas
que en todos los casos vienes
desde la precariedad y la pobreza
que atrás en el tiempo
vivías en madrigueras que hallabas en el camino
dormías bajo cualquier techo y el hambre
te visitaba por largos días
acompañándote a esperar la muerte

monosúper
no puedes renegar de tu pasado triste y frío
de cuando caminabas largo
mientras morían tus hijos

ahora, que nada te falta
y aprendiste a inventarte nuevas necesidades

ahora que huiste de la pobreza del inicio
cuando eras un niño que jugaba
con barro, fuego y muerte

te olvidas
y miras a tu alrededor con desprecio
sobre la pila de los huesos de tus vidas anteriores








retículos endoplasmáticos vibran como nebulosas
en la noche de la célula
la órbita del material genético en la ruta
hacia la proteína planetaria que pasará a ser parte
de una coreografía
que se mueve también sobre los huesos del citoesqueleto
compuertas en las membranas abriéndose y cerrándose

el núcleo solar irradiando la información que teñirá las cosas para darles su forma.

la mecánica celeste de una célula
hace su ruido de fábrica repetidas veces al interior
el monosúper un barrio industrial populoso y ensordecido
por el barullo de piñones engranajes afinados
que generando ruido desfilan hacia la muerte.

esa es la música que el monosúper cree desoír.
pero baila en silencio.








al interior de la cabeza del monosúper se localizan
todos los países
hay guerras monosúper cuyas detonaciones parecieras no escuchar
hay continentes en la cabeza del monosúper y son esferas
que contienen adentro pequeñas historias llamadas sinapsis

monosúper acaso no te das cuentas
que el mundo es una proyección de ti
que naciste para jugar con barro y no hablar de inmediato
sino aprender después

que cuando aprendiste
te inventaste fantasías y ensoñaciones de poder

no te das cuenta que la historia del mundo
es una larga biografía de ti mismo:
la vida de un monosúper atemporal






(de Valdivia)


15

esas luces que se ven bajo el río
son las fiestas que se hacen a bordo del canelo
estamos todos invitados
yo quería llegar y estuve a punto de no hacerlo
un nacimiento en la época incorrecta
es el riesgo que se corre
al reencarnarse en contra del sentido del tiempo
mi ojo se desliza por un hilo de agua
va a caer sobre el sonido de violines
entonando sentimental journey
el agua está iluminada de colores porque la fiesta
nunca acaba en el fondo del río
el canelo es un aplauso
los muertos estamos contentos
hemos venido de todas la épocas
a bailar sobre una cubierta enmohecida
por escamas que son ojos mirando al vacío
estamos festejando que por falta de tiempo
nos hemos tomado los espacios espectrales
para cumplir algo que todavía existe
y si vienes a pasear tu lancha sobre nosotros
sobre esas luces que parecen desaparecer
debes saber
que los fantasmas sentimos verguenza de los vivos
porque apenas somos aficionados a la vida
y dejamos nuestros sueños como volutas en el aire
para que cuando ustedes respiren fuerte
aparezcan nuestros rostros mientras duermen
y se enamoren de nosotros
porque aunque no nos reconozcan
confiamos en la memoria del genotipo
y te habrás enamorado de quien será tu hija
porque la viste bailando en la cubierta del canelo
vestida de una bufanda de estrellas
el canelo y los fantasmas
incómodos en el olvido
cantamos un guión de colores
para ser proyectado en la hoja de un día
en la hoja de un día que se llama Valdivia





(de Eidolones)

Ariana
el sello de tu sangre un carnero de fuego
experto en técnicas de avance y dominio
de climas y tierras que antes le eran extrañas

por eso llegas a mí
usando tu maniobra invisible
haciendo que mi resistencia se vuelva inservible
porque este ejército de campesinos y maestros de escuela
queda perplejo mirando tus armaduras brillantes
tus rojos cascos con dibujos de oro
el avance de caballos de viento que traes
bajo el sol aire enrarecido
sobre la línea de tu formación

tomas a mis hombres
con gracia plena cortas sus gargantas
dejando salir divinos ríos escarlata

quemas mi campamento y avanzas sobre el pasto
manchada de pecado

entras en mi aldea incendias mis casas
violas a mis mujeres
devoras los animales que he cebado
haces que todo lo que me pertenecía se vuelva ajeno

mis habitantes se quedan sin patria

en poco tiempo los obligarás a cantar canciones extrañas
aprenderán costumbres que no entienden
dirán una lengua que nunca antes habían escuchado

porque lo que era mi pueblo será tu capital
los niños que despunten en mi nación llevarán tu sangre
se parecerán a ti

me volveré la extensión de tierra
sobre la que construirás tus nuevas ciudades
avenidas que llevarán los nombres
de personajes de una historia que no conozco

sobre mi tierra tus cementerios se extenderán
para ser tu paz cuando decidas morir
la última casa de tu espíritu se hundirá en mi piel
antes de liberarse
para soplar sobre mis trigales
sobre todo de mí
haciendo flamear tu bandera
enarbolada sobre los techos de las que eran mis casas






LA GRAN INVOCACIÓN

que los hombres bilaterales cuyos lados de frente son anochecidos como el negro original
y sus espaldas que irradian la luz de todos los soles del universo
avancen en formación
dando giros sobre sí mismos para disparar rayos fugaces
sobre los otros hombres bilaterales que son de piel blanca por frente 
pero en la espalda
los gusanos caen con cada paso y la podredumbre se replica
por el tajo donde se asoman las tripas que babean
la inmundicia de todas las cañerías del mundo.

que seamos capaces de protegernos de quienes adoran la concupiscencia
por sobre todas las cosas
que nuestras pieles limpias permanezcan inmaculadas 
en cada derrotero que sigamos
ya sea demasiado húmedo, demasiado estrecho o ardiendo en llamas
en espinas
estamos hechos para recorrer todos los caminos, sin temor a perdernos
porque siempre seremos forasteros en todas las tierras
y cuando nos apedreen, nos escupan o se mofen de nosotros sabremos
que la piedra habla el lenguaje del miedo
así que agacharemos la vista y nos haremos uno con nuestros ángeles demoníacos
y comeremos las viandas que sacamos de la mesa de la Unidad
mientras terminábamos de planificar el cielo, la tierra y todos los contenidos subatómicos
en la última cena de la primera noche 
cuando aburridos de ser lo que éramos
bajamos montados en nuestros propios escupos a ser carne
para las espinas de nuestros hijos.

ahora que el camino llega a su fin y nos estamos reconociendo
saludándonos de la mano con lanzas de distintas épocas clavadas en la espalda
elevamos una plegaria por los que todavía no llegan,
y dispuestos a bailar sobre nosotros mismos
estamos esperando que suene la música de los que comen y hablan 
con la boca llena y el alma vacía
hemos practicado los pasos 
que son los de todos nuestros caminos
retorcidos juntos en una hebra genética, un cromosoma
que fuimos enredando con nuestras últimas manos espirituales
poco antes de decidirnos a volver por última vez a la tierra de los abusos
y en el punto en que deberíamos haber muerto se nos acabó la memoria
y nos quedamos estupefactos mirando una existencia que comenzaba a entrarnos por el ombligo
y a salirnos por toda la espalda
como si fuera un aroma
como si los vigías que llevamos incorporados hubiesen activado sus alarmas.

a muchos les pasará todavía esto
estamos escribiendo El Libro de Los Inmortales y cada día es la nueva página 
de una novela que se escribe a sí misma, y se lee
por milenios de agua gastada sobre las piedras y cielos colgantes que son la memoria
de nuestros ancestros.

rogamos a nuestras constelaciones que nos protejan de los demonios.
aquellos que quieren la gloria coronando sus cabezas
apropiarse de nuestro trabajo y mercantilizarlo
en las avenidas por donde transitan los hombres 
que no han sido capaces de despertarse del sueño, aún
y caminan ciegos creyendo que están despiertos
lengüeteando las pieles de sus demonios sin dientes que les dicen al oído
mi piel está dulce, mi piel está salada, yo me empapé de las páginas y mi poder es suficiente
pero nadie sabe, que el poder no existe, que el poder es una palabra
del tamaño de un poema que a la vez es un recuerdo
una gran invocación
de protegernos mutuamente mientras estamos escribiendo con los ojos 
El Libro de Los Inmortales
el capítulo que habla de nosotros 
que somos lo mismo que ustedes
todos una cría de esperanza acunada en un vellón luminoso
esperando que las serpientes permanezcan lejos de nuestro nido de rocas olímpicas
desde donde escupimos las letras,
las palabras
los caminos 
que son las líneas
de este gran libro llamado

que los dioses hincados en ocho brazos, habitantes de los agujeros negros
construyan una malla infinitesimal que nos proteja hasta la puerta
que se ubica en los confines del universo, y nos espera
para al momento desaparecer
apenas nos convirtamos en ella.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada