miércoles, 1 de agosto de 2012

7355.- TATIANA DE LA TIERRA



TATIANA DE LA TIERRA
(Villavicencio, Colombia, 1961 - Murió en 2012 en USA)
Nacida en Colombia, criada en Miami y educada en los estados de la Florida, Texas y Nueva York, tatiana de la tierra es una escritora andariega. El erotismo, la identidad, el lesbianismo y la cultura contemporánea son algunos de sus temas preferidos. Sus cuentos y ensayos se han publicado desde 1987 en libros como This Bridge We Call Home (2002), The Power of Language/El poder de la palabra (2001), Gynomite:  Fearless Feminist Porn (2000), Pillowtalk Two (2000), Latino Heretics (1999), Women on the Verge (1999) y Chasing the American Dyke Dream (1998) y revistas como Aztlán, El Andar, Críticas, Mid-American Review, Flyway Literary Review, Cimarron Review, Perra!, Outlines, Tropic Miami Herald Sunday Magazine, New Times y Curve.  De la tierra fue co-editora de las revistas de lesbianas latinas publicadas en Miami  esto no tiene nombre (1991-1994) y conmoción (1995-1996). Es la ganadora del 2002 Premio de Periodismo para Asuntos Internacionales de Nuevos Premios Californianos de Medios de Communicación y la 2001 ganadora de creación no-ficticia de los Premios Literarios Just Buffalo. Fue bibliotecaria en la Universidad de Buffalo. Para las duras:  Una fenomenologia lesbiana (Calaca y Chibcha Press, 2002) fue su primer libro.



Pintame Una Mujer Peligrosa

píntame una mujer peligrosa
una que coma culebras
una que ladre
que se peine la barba
una mujer con la vagina violada
con las tetas caídas
una que singue y goce
una que tenga cucarachas aladas
al lado de la cama

píntamela para poder mirarme al espejo

5 de noviembre de 1997, waterfall, langley, washington






Mi Luna es un Abanico

mi luna es un abanico que me mira en la cama
mi cerviz un volcán inflamado
mis flores plásticas, made in China
mi médico Satanás,  aguja podrida en la mano

mi cuerpo, última guerra mundial
mis órganos, platos voladores buscando estrellarse
mis esperanzas, arrastradas por la selva de mi carne

soy la ira
el odio
las caries 
el cáncer
la medio muerta
la medio viva

tengo los nervios a punto 
como un avión al aterrizar
los riñones emputados 
el aliento fermentado
los pulmones forrados de caucho
los recuerdos enmarihuanados

mis remedios me quieren hundir
mis pensamientos me quieren matar

antes de la muerte, la poesía

5 de noviembre de 1997, waterfall, langley, washington






Más Juego

te busco anónima:
sin cara, cicatrices, sin historia
eso no importa

te busco como sea:
en sueños, alcantarillas, clasificados
en cualquier momento

te busco en esencia:
dominante, esclavizante, machota
por supuesto

te busco buscándome:
con aparatos, con cueros, castigos
más bien encontrándome

te busco berraca:
mas hija de puta que yo

será dificil.

1992, mayami






Las Mujeres con Barbas

las mujeres con barbas
son muchas
pero no todas
mantienen el montón de pelos desobedientes
a la vista 

las mujeres con barbas
son perversas
pero no todas
gozan el placer de un bosquecito bonito
en caricias privadas

las mujeres con barbas
son bellas
pero no todas
aman su barba como yo amo la mía 

23 de noviembre de 1991, mayami





El Día Que Aprendí a Rezar

hoy viernes santo
se puede bañar
pero no estregar
se puede comer
pero no cocinar
se puede ver televisión
pero no bailar
se puede leer
pero no cantar
se puede salir 
¡a la iglesia no más!

hoy viernes santo
armo un rosario con los pecados
que no he cometido
y rezo las madres nuestras 
que nunca aprendí

madre nuestra, diosita en los cielos
bendito sea tu nombre
te ruego que calmes
a tu hija lesbiana pagana
placentera y casi puta

hoy viernes santo
lo que pasa, madre nuestra
es que no creo que la muerte
del hijo de no sé quién
hace no sé cuánto
debería afectarme en mi casa
en mi día libre con mi amante
sinceramente, madre nuestra
puedo aceptar lo de no barrer
y hasta lo de no cortar
pero por favor, ¡ten piedad!

hoy viernes santo
me quería entregar
en actividades íntimas
pero mire, madre nuestra
es que mi amante es cristiana
y toma este día muy al pelo
me deja a mí, su hija tan buena
conociendo penitencias que no merezco
estrenando rosarios y oraciones que no sé
entonces me toca inventarlos
en mi luto lesbiano 
de hoy 
viernes santo





El Bautizo

Cuando mi macha se me monta
Elimina los trajes teátricos
Y presenta su entrega concéntrica
Estregándome con esfuerzo específico.

Busca y encuentra el compás, cabalgueándome.
Entra y sale manteniéndome entreabierta.
Sube y baja abriendo y derramándome.

Cuando mi macha se me monta
Usa su cuerpo para cautivarme
Encarcelándome con sus brazos
Y atrapándome con sus piernas.

Además de apachurrarme con su peso
Me coloca de una manera y no de otra,
Obligándome a quedarme donde me puso.

Cuando mi macha se me monta
Hace de mi lo que le da la gana-
Me rejode, me despeina, me despinta,
Me apreta, me agarra, me lastima.

Me bautiza constantemente:
Hija de puta, mamita,
Cabrona de mierda, mamacita.

Cuando mi macha se me monta
Se abre suficiente para dejar salir
Lo que tiene por dentro,
Pero no tanto como para desequilibrarze.

Me trae un regalo envuelto
Y formalmente me lo entrega.
Y yo, con mucho gusto, se lo recibo.

3 de mayo de 1992, mayami






El Baile

Ponte una faja bien apretada
y un brasier que te levante las tetas
hasta la madrugada
Píntate las uñas como unas cerezas
los labios como sangre recién derramada
los párpados con los últimos rayos del atardecer
Saca los tacones negro de luto
perfúmate en lugares privados
y ponte las joyas que brillen como mercurio regado

Porque esta es una noche estrellada
con el cielo de tambores tun tun tun
Una noche que no más puede ser noche
una noche que no más puede ser baile

hay gordas y esveltas
mamitas y muñecas
dale dale dale vueltas

hay barbudos y flacos 
salseros y vallenatos
dale dale dale zapatazos

hay un-dos, hay un-dos-tres
dale dale dale al revés

Ahora sí, un aguardiente, please.  Y un cigarrillo de esos, de cualquiera, aunque supuestamente no fumo, pero hey.  Y bueno, yo no meto vicio tampoco, pero fuck it, give me a line or two.  Y yo no bailo con cualquiera, pero ahora sí, bailo con quien sea, vamos pues.  Porque como dicen, la noche es joven y yo ya no estoy tan joven, así que me lo voy a meter todo y me lo voy a bailar todo.

hay tres corazones 
cuatro bombones
cinco mentiras
diez bailarinas

hay una promesa
mucha destreza
cien seducciones

cincuenta trancones

dale dale dale dale dale  vueltas
        
Así es que me gusta
porque en el baile puedes ser lo que jamas serás
una actriz de París rumbeando en Manhattan
una diosa griega rodeada de mar y mujeres
una cirujana borracha
una mujer con la carne bailando
una puta feliz

hay cla-cla-cla-cla-cla re-me-néa-la pa’llá
hay cla-cla-cla-cla-cla re-me-néa-la pa’cá

re-me-néa-la pa’cá y pa’llá

Así que
ponte una faja bien apretada
y un brasier que te levante las tetas
hasta la madrugada
Prepárate para inhalar perfume barato
para tragar humo reciclado
para sudar como una trotadora olímpica
para quedar despintada, desjoyada, deshuesada

Y después, cuando la noche ya no es noche
cuando la salsa aparenta el silencio
cuando el cuerpo cae como una piedra al fondo del río
encontrarás que el un-dos-tres
es un mensaje celular 
y que el baile sigue siempre bailando adentro.

30 de agosto de 1997, el paso, tejas






De Ambiente

graciela no me cogía
no sentía su mano 
dentro de mi
no me permitía conocer su placer
y no conocía el mio

graciela no me saboreaba
no me exploraba
no me quería
caliente   abierta   lista
como una mujer prendida de deseo

no se montaba encima de mi 
con elegancia
no hacía ruidos
desenfrenadamente
no abría sus muslos temblorosos

graciela no me singaba
no soltaba el rosario de su madre
no le respondía a las preguntas de su familia
no retaba el machismo de su país
no enfrentaba a sus amigas, las feministas lesbofóbicas
ni a sus miedos, temores que consumen

no vivía su amor plenamente
ni se amaba a pleno a si misma
graciela, tortillera
no arriesgaba su amor de todos los dias
por temor a las ametralladoras de la noche

mujer de ambiente y poderosa
mujer que ama, mujer que niega
para sobrevivir llevas el temor a tu cuerpo
miedo de las manos, de los muslos
miedo de las palabras de las mujeres
y es por eso que graciela no me cogía

julio de 1987, provincetown, massachusetts





Cuba Querida

isla de Yoruba,
palomas que se revientan el corazón
beat  beat  beat
sangre  sangre  sangre
sangre para los santos
los santos tienen mucha hambre

Cuba, querida
no conocí tus hombres hambrientos
no compré besos ni bailes
no compré maracas
no compré un ride in a Mercedes Benz
or in a horse-drawn carriage
or in una máquina de moneda nacional
no compré un ride de esos que comienzan así
Pssssst  pssssst
no compré todo lo que tenías a la venta
    collares, cigarros, ché-chería
no compré jevas de esas, listas
    --where were all the chicks?

Cuba de divisa y too many sonrisas
Cuba de la nostalgia de todos
Cuba de toda la ternura
Cuba de double-speak, de double-drink
Cuba de la manzana en la cabeza
y los orishas debajo de la mesa

Cuba, con tus piñas
tus teléfonos azules
tus mujeres de licra
tus calles prendidas
tus bombillos fundidos

tus calles de street-to-street
double-speak streets
streets con palomas beating beating
bleeding bleeding
painting la calle de roja esperanza

te adoro con tus calles cagadas

it doesn't make sense
un flechazo de amor
un pssssst pssssst

I turn my head
and there you are

19 de enero de 2002, buffalo, nueva york







Casamiento

tan tan
la cama no se tiende
ta ta
los platos no se lavan
tan tan
la carne no se come
ta ta
la dama da patadas

y canta y canta y canta

cásate conmigo  tuituiiiituiiii
soy reina de los ruidos  juueeeiiii
con ellos doy cosquillas  jrraaaaaa
y otras maravillas  juaaahhhhh

cásate conmigo
te salto en el ombligo
te hablo a carcajadas
cadita madrugada

tan tan
se viste de rosado
ta ta ta 
su amado a su lado
tan tan
la casa está arreglada
tan ta
espera la jugada
tan

1997, el paso, tejas






Visiones de Colombia

Existes en una neblina

Montañas mojadas con líquido glacial
perfumadas con frailejón
bocabiertas
enpezonadas
descansando como mujeres 
recién amadas

mares lamiendo todas las costas
cargando rocas inmensas como casas marinas
océanos con dedos de islas
cataratas de diamante
ríos que lucen como rayos desde arriba

demasiadas frutas solamente tuyas
chontaduros peludos y como nueces
granadillas babosas y crujientes
lulos peludos que saben a limón
maracuyás que muerden como el deseo
mangos verdes salados
zapotes con semillas gordas
piñas majestuosas

demasiadas imágines solamente mías
estar sentada en un costal lleno de iguanas
montando una mula con las piernas adormecidas
besando un caballo en la nariz
orinando sobre una tarántula
rezando que nunca me abandones

Para otros tú eres
Juan Valdéz
Chiquita Bananas
carteles de cocaína
Colombian Gold
fútbol
reinas de belleza
café con aroma de mujer
cien años de soledad

nadie te conoce como yo
jeeps corriendo por carreteras en las montañas
aguardiente barata en las cantinas de los pueblos
mochilas puntadas con sabiduría de los Arhuacos
cebolla verde tan larga como mi brazo
McDonald’s debutando en Bogotá
machetes oxidados
caballos cansados
ciudades perdidas

donde sea que yo estoy
mi lengua se retuerce
se impacienta
se me pega en el cielo de la boca

si no fuera por pensar en ti
no sería capaz de hablar

19 de marzo de 1998, el paso, tejas.  
traducido al español 31 de octubre de 2004, buffalo, nueva york





Seis Maletas

nunca ví lo que no escuchaba
nunca escuchaba lo que no sentía
nunca sentí lo que no tenía entre mis manos
y convertía en mi propio sonido

la puerta de la entrada tenía un chirrido
el lavaplatos, una gotera
el piso de madera, un chillido

el espíritu me captó y le presté atención
en los disparos, escuché una sinfonía
en los vidrios rotos, una percusión
en el deseo, un baile sabrosón

el espíritu me prendió el fuego interno
hizo chispas titilar dentro de mí

que se salgan esas chispas ¡fuera de mí!
no me jodan la vida ¡fuera de mí!
deje salir el sonido dulce dulce
que salga y de las vueltas
que salga y toque las puertas

déjame bailar déjame cantar
déjame ser la loca del pueblo
la wild woman la bruja, la hag
la fea, la fierce la fucked up burned out
Juana Menguana que se lleva la ruana

yo empaqué seis maletas
lista para viajar
yo empaqué seis maletas
lista para viajar 

me las eché al hombro
y todo se fue a regar
me las eché al hombro
y todo se fue a regar

las mariposas volaron
las maracas maraquearon
los timbales timbalearon
las claves cla-cla-cla-rearon
las claves cla-cla-cla-rearon

los tambores tamborearon
las castañuelas castañearon
las flautas flau-flau-teararon
el violin se violinó
el violin se violinó 

la guacharaca rayó  shu shu
la campanita campaneo  tin
el piano se pia-pia-nó  pin-pan-pan
el espíritu me dijó

tiqui-tiqui-tiqui-tan-tan-tan
tiqui-tiqui-tiqui-tan-tan-tan
tatu-tatu-tatu-sí-sí-sí
tuta-tuta-tuta-no-no-no

yo empaqué seis maletas 
lista para viajar
yo empaqué seis maletas 
lista para viajar

se fué todo pa’l suelo 
y yo me fuí a volar
se fué todo pa’l suelo 
y yo me fuí a volar
y yo me fuí a volar 
y yo me fuí a volar

escrito en spanglish 10 de enero de 2000, buffalo, nueva york
traducido al español 31 de octubre de 2004


portada de Para las duras





Bitácora de la lesbiana


el camino hacia el lesbianismo implica renunciar al camino que ya estaba escrito. todo lo que debería ser y hacer se reemplaza con todo lo que da la gana. 


en el fondo, ser lesbiana es un cambio de mano del poder. es cierto que el poder siempre nos pertenece, pero muchas veces se les permite a otros manejarlo. la lesbiana reclama su poder.


la ceremonia de iniciación al lesbianismo es un matrimonio con una misma. se camina sola hacia el altar, vestida con el traje de la piel. con cada paso se deja el destino que nunca fue propio y se acerca al que sí lo será. a la entrada de la puerta del lesbianismo se detiene. entonces se promete ser fiel a sí misma, se besa y se abraza su propio cuerpo. 


así es que se entra, desnuda y enamorada, al lesbianismo.








Dime como tienes


Dime cómo tienes los labios y te diré quién eres
tatiana de la tierra


hay lesbianas duras.


éstas son las que se ponen los pantalones y a veces ni se los quitan.  éstas son las peligrosas.  las machas.  las que se montan.  las que cogen.  las que muerden.  las que penetran.  las que dominan.  las que todo el mundo sabe lo que son.  


éstas son las más excitantes.  saben entonar el deseo de una mujer.  saben cómo hablarle a las tetas, cómo persuadir a los pezones.  saben el significado de cada sonido.  saben acariciar y agarrar y comer.  saben engatusar gritos y calmar ansias.  saben cómo endurecer una clítoris y además, saben qué hacer con ella.


hay lesbianas muñecas.


éstas son las de los labios rosados y las uñas rojas.  son las maquilladas y perfumadas.  las femeninas.  las que se dejan montar.  las que se dejan coger.  las que se dejan morder, penetrar, dominar.  las que no todo el mundo sabe lo que son.


éstas son las más excitables.  saben soltar el deseo.  saben cómo hablar con las tetas, cómo dar los pezones.  saben calibrar cada sonido.  saben dejarse acariciar y agarrar y comer.  saben gritar y llorar.  saben cómo dejar que le endurezcan su clítoris y además, saben qué hacer con ella.


hay lesbianas arcilla.


éstas son las que se ponen los pantalones y se los dejan quitar.  son las deportivas, las andróginas, la nueva generación.  son las que se montan y se dejan montar.  las que cogen y se dejan coger.  las que muerden, penetran, dominan y se dejan hacer de todo también.  las que todo el mundo cree pero no están seguros de que son.


éstas son las más excitadas.  cantan y bailan el deseo.  se hablan con las tetas  y se timbran de pezón a pezón.  hacen ruidos y se acarician y se agarran y se comen simultáneamente.  saben hacer gritar y lloran.  saben endurecer y dejar que le endurezcan su clítoris y además, saben que hacer con ella.








El Arte de Mariposear


las lesbianas somos un arte. en algún momento somos las que aparentamos ser–estudiantes, anarquistas, amas de casa, poetas–y en otro somos un reinvento que no tiene nada que ver con lo que éramos. nos hacemos mecánicas, paganas, bibliotecarias, lesbianas. 


las transformaciones son cada vez más bellas. somos mujeres mariposeadas. 


el arte lleva a los espectadores a una dimensión que, antes del arte, no se conocía por los que no admiran el mundo más allá del blanco y el negro. lo que parecía ser la realidad se deshace:  el ataúd es una cueva de placer, la manzana es una bomba, el globo del ojo es una mandala.


la deconstrucción de los significados comunes y corrientes le abre camino al cambio. si el ataúd es una cueva de placer ¿no será bienvenida la muerte? si una manzana es una bomba ¿debería consumir una en el desayuno? si el ojo es una mandala ¿será que la paz interna se encuentra en los centros de los ojos?


este cambio es lo que conduce a la evolución. el ama de casa se convierte en una lesbiana radical separatista, y ésta se vuelve pacifista, luego se hace madre, se reinventa artista, deviene en alcohólica, se torna camionera, se vuelve padre, se rehace feminista, se hace quien sea que quiera hasta que ella decide, algun día, hacerse mariposa.


para el arte lesbiano no se requieren pinturas ni pinceles ni marcos ni telas. la ruptura con identidades que parecían eternas es suficiente para mariposear. con re-nombrar lo que fue y será, se acaba con lo que era y hubiera sido. 


las transformaciones son cada día más bellas. somos mujeres mariposeadas.










Para que no se me olviden


Para que no se me olviden las lesbianas


todas las lesbianas están hechas de mujeres que regresan a sí mismas.


las lesbianas que se nombran batallan para mantener su identidad intacta. no se contentan con existir:  quieren estar ahí (en las revistas, las escuelas, los laboratorios, el cine, la literatura, las iglesias) y quieren llegar más allá (la historia, la huella, la memoria, el matriarcado).


las lesbianas insisten en documentar su lesbianismo.


así perseveran las lesbianas, repitiendo lo que son:  lesbianas.


todas las lesbianas están hechas de mujeres que regresan a sí mismas.










Soñando en Lesbiano


puedo entrar a la mañana con los rasgos del sueño eterno:  vivir en un planeta de mujeres.  es puro canto y caricias sobre lomas lilas y bosques fértiles.  nos bañamos bajo cascadas de aguas claras, y así, desnudas y mojadas, nos montamos las unas a las otras.  nuestro deseo es una ballena que encuentra la calma en lo profundo del mar.  


huelo sexo en mi pelo al amanecer.


el olor del sueño me perfuma todos los días.  voy al correo a buscar estampillas con dibujos de flores o frutas para enviar cartas a las mujeres que caminaron conmigo sobre suelos de musgo húmedo.  


estamos en un mundo que no es nuestro.  ¿qué hacemos con los sueños que juegan en la subconciencia cada noche?  


puede ser que nuestro planeta de mujeres sea no más que un sueño.  ¿pero quién dice que las imágenes de las noches no son tan reales como las de los días?  nadie sabe cuántas nos bañamos en los bosques ni quiénes volamos con el cuerpo abierto.  y no es para que lo sepan.  afortunadamente, el paraíso siempre lo soñamos, lo hacemos nuestro.  ahí nos encontramos y vivimos un recuerdo colectivo.  


entonces, huelo sexo en mi pelo al amanecer.












No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada