lunes, 9 de julio de 2012

7233.- JORGELINA PALADINI




Jorgelina Paladini
Rosario-Santa Fe-Argentina

Libros Publicados:

•Un poco de magia – Poesía – 1995 – Fund. Arg. de Planeamiento
•Límites del tiempo – Poesía – 1999 – Laborde Editor
•Luces y sombras – Poesía – 2000 – Ed. Poesía de Rosario
•El gesto final – Poesía – 2004 – Laborde Editor
•Habitando insomnios – Poesía – 2004 – Laborde Editor
•El último refugio de la sombra – 2009 – Editorial del Abasto



SELECCIÓN POÉTICA



UN POCO DE MAGIA 

Y por qué sigo esperando
ese momento mágico
en el que todo se conjuga…
Tu voz
el verso
tu mano
mi piel
la sombra de tu pelo
sobre mi frente…

Un poco de magia (1995) Ed. Fundación Arg. de Planeamiento




EN PLENO VUELO

En la sombra 
de un cielo anochecido
se debate
el plumaje de un pájaro
moribundo.

Elige morir así
en pleno vuelo.

Límites del tiempo (1999) Laborde Editor





ELEGÍA

A mi madre 

No levantan vuelo las alas de tus ojos 
ni se pierde en el aire
el tañido de campanas de tu voz.
No esconde el viento
el dulzor naranja de tu aliento
ni huye
con la última lluvia
el húmedo salitre de tu lágrima
tampoco se desvanece tu piel
en el remedo del abrazo.
Estás más acá del abrigo de la tierra
envolviendo tu recuerdo mi figura
con el halo sutil de tu presencia.
Estás aquí,
en el costado de mi pecho
en la palma de mi mano
en el hueco de mis brazos
en la saliva de mi boca que te nombra
y te nombra…
y te nombra… 

Límites del tiempo (1999) Laborde Editor





DESAFÍO

Se agita la memoria
buscando en el espacio
la voz y la caricia.
Mientras
desafía el recuerdo
el olor de tu cuerpo
marchitado de olvido.

Límites del tiempo (1999) Laborde Editor





APRENDIZAJE

Aprender a reír
puede paliar el tedio.
Sólo basta ejercitar
la máscara
en la mueca triunfal
de una sonrisa,
perfeccionar el rictus
y lanzar
la carcajada grotesca
en el momento final.

Luces y sombras (2000) Ed. Poesía de Rosario





Mariposas invisibles acarician
los párpados desprevenidos.
Filtros de luz
que tiñen de colores
el espacio de los sueños.

Luces y sombras (2000) Ed. Poesía de Rosario





Arde 
el tronco aún vivo
del quebracho
en las inmediaciones
del dolor.
Lentamente
se apaga
erizado de lumbre
que anticipa
su rebeldía.
No se resigna a sofocar
la luz
que quiebra el espanto
de la sombra.

Luces y sombras (2000) Ed. Poesía de Rosario





I

Encerrado entre recuerdos
está tu rostro inmóvil
pálido
ajeno.
Lo guarda con celo
la madera
de mágicos aromas.
Y no escapa del claustro
más que un hálito tibio
que deambula
por los rincones de mi casa
- de tu casa –
envolviendo la soledad
de algún atardecer
con el perfume fugaz
de tu presencia.




III

Estás allí,
en el corazón de la casa
en el centro mismo
de la vida
donde hablamos
nos miramos
compartimos cada día
intentamos vivir.
Y es tu presencia inmaterial
la que vibra
en cada espacio
transgrede
la intimidad de los cuartos
y permanece a mi lado
en la mesa familiar,
junto allí,
en el lugar que nunca
dejó de ser tuyo.

El gesto final (2004) Laborde Editor





IMBORRABLES

Caricias invisibles
calor de cuerpos
que desafían al olvido
presencias imborrables
dibujando filigranas
en la piel.

Habitando insomnios (2004) Laborde Editor





VOCES

Me envuelven tantas voces
que no existen para otros
que no es la soledad
lo que me aterra
sino los ruidos de la calle
y de la gente
perturbando los silencios.

Habitando insomnios (2004) Laborde Editor





TANTA LIBERTAD

Cercado por formas incoherentes
de nubes que se alejan
juega en las alturas
con el viento
y el silencio.
No necesita más que sus alas
para gozar el ocio
y dejarse llevar
sin meta
sin destino.

El espacio le pertenece
y, sin embargo,
detiene su vuelo
sobre la copa del árbol
que lo unirá a la tierra.

Él tampoco sabe qué hacer
con tanta libertad
lejos del nido. 

Habitando insomnios (2004) Laborde Editor





LA HORA DE LAS BRUJAS

A Agustina 

Es la hora 
en que las brujas
deambulan por el mundo
torciendo el pensamiento
de las gentes.

Me pregunto si es por eso
que siento
tan irrefrenables deseos
de volar.

Habitando insomnios (2004) Laborde Editor





PURIFICACIÓN

Pero ¿cómo olvidar un mar
Donde dejé mi pensamiento?
E. Cioran
… Y cuando el mar arrastra
los inútiles despojos
del humano
hacia qué tenebroso abismo
los empuja
o en qué desconocida luminosidad
los purifica…

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





PLENITUD

Tanto grito en la fronda
tanto canto de torcaza
desde la rama del otoño
tanto azul abrazando la tierra.

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





PENETRAR LA TIERRA

Una lluvia de ojos titilantes
cae en la avidez
de la tierra sedienta
alcanza
profundidades secretas
descubre
oscuros laberintos
penetra
hasta iluminar
la memoria de los muertos.

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





LUNA LLENA

Un bíblico camino
parte en dos
la oscuridad del río
penetro en él
hasta alcanzar
tu cara de blancuras
y de asombro
levito
en esta noche clara
en la que los milagros
o la alquimia
prevalecen.

Acaso volar obedezca,
tan sólo,
a la imperiosa urgencia
de un deseo.

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





ELLA

¡Tan pronto pasa todo lo que pasa!
¡Muere tan joven ante los dioses
Todo lo que muere! ¡Todo es tan poco!
Ricardo Reis
Un cuarto y otro
y otro más
y nada.
Volver los ojos 
en la inútil búsqueda
pretendiendo
ignorar la verdad
deseando el milagro
que nunca llega
porque allí,
acechando, agazapada,
siempre ELLA
la imperturbable
y pálida
la inconmovible
y ciega
la que vacía los cuartos.

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





OBSTINACIÓN

No seré
más que una sonrisa
ignorada
en una vieja foto
cuando se olvide
mi nombre
y el sonido de mi voz
acaso repetida
en alguno de los hijos
de mis hijos
por esa irracional
obstinación
de la sangre
por permanecer.

El último refugio de la sombra (2009) Ed. del Abasto





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada