jueves, 19 de abril de 2012

6560.- PABLO CABREL


PABLO CABREL
Erick Castro Vega (Pablo Cabrel) nace un 17 de abril de 1972 en Puerto Limón, Costa Rica. De profesión informático y dibujante, su vida gira alrededor de la docencia de la computación, el dibujo arquitectónico , la animación en 3D, la apreciación del cine y la poesía. Siempre ha visto la computación como una disciplina que se puede encauzar hacia el arte en varias formas de expresión.

Hace once años comenzó a despertar su pasión por escribir poesía, aunque desde secundaria ya era aficionado a aprenderse de memoria poemas completos de Darío y Becker.

Como influencias literarias en su trabajo tiene a Darío (especialmente en el ritmo) , Baudelaire, Amado Nervo, Pablo Neruda, La Biblia y algunas ideas postmodernas de Joaquín Sabina..

Se considera a sí mismo un poeta urbano y de filosofía post-moderna, por lo tanto ecléctico. Por eso en su trabajo los vemos mencionando a artistas de ramas como la música, el cine, la actuación, la pintura, el dibujo, la geometría ( a la que considera arte )

El cine es una de las corrientes que fuertemente influencian su trabajo. De hecho, algunos de sus poemas son basados directamente en películas. Admira la obra cinematográfica de Stanley Kubrick y de Clint Eastwood.


Del poemario Inexactitudes


ZONA RETRO

Si decides venir no te sorprenda
encontrarme sin ropa y en corbata,
con los pies sobre el cielo
cantándole a la luz :
"cucarachas de vidrio!
cucarachas de vidrio! "

Date por avisada
que aquí las líneas rectas se hacen nudos
las paredes se curvan
y los guiones de artista y antropófago
confunden sus frecuencias

En esta zona retro
el tiempo y el espacio se licúan
en un caleidoscopio
que no logró aprobar
el exámen de doping,
y mi departamento
es un caos de prismas
dibujado por Escher

Si decides venir
es porque te interesa
que nos volvamos chispas,
peces de ojos rojizos,
en un big-bang de orgasmos.

Lo único que te pido
es que flotes desnuda hacia mi boca,
porque te espero aquí,
en el bosque de humo,
con Gilmour y su fina
marihuana de acordes.





NAIT-CLUBEANDO

Andamos “Nait-clubeando”
en un peregrinaje de cervezas,
rezándole a las Santas con g-string
y a la publicidad de los condones.

Con la brújula inflada
de tarjetas de crédito
que en navidad traerán
confites agridulces.

La luz es un catálogo
de bragas licenciosas
de labios puntiagudos
y muñecas del éxtasis.

La noche es una pista,
nosotros los Disc Jokeys que entre el laser y el ritmo
andamos “Nait-clubeando”.





TRAINSPOTTING

Elijo convertirme
en un poster andrógino,
inyectarme en la boca mil fantasmas,
jugar una ruleta jeringas!

Elijo la ciudad
que está contrabandeada en los grafitis
elijo andar en tren toda la noche,
lo que me venga en gana, eso elijo!

Mi cráneo es un gran club
mi cielo es una inmensa discoteca
en donde el diablo es el mas tonto de los chulos!
El infierno es vivir mamando convenciones.

Y siempre arrastro el sueño intoxicante
de una cuchara inmensa
donde coces mis ojos
mientras tu cuerpo delicioso y flaco
vomita de lujuria por la vida!






EFECTO LUDOVICO

A Stanley Kubrick

Podrán hipnotizarme
con químicos del Bien,
exorcizar mis ansias con “El Libro”
y ajustar mi temblores
dentro de su engranaje.

Podrán cortar mis párpados
y meter en mis uñas
las velas de los clérigos,
convencerme en la crítica
de Leni Riefenstahl
y hacer que convulsione
cuando oiga la novena sinfonía.

Pero sus detergentes no podrán
contagiar mi conciencia,
ninguna lavativa saca la Leche-plus.
Ya me veo mañana
en Korova tramando con mis drugos
alguna bella obra de maldad!






OJOS BIEN CERRADOS

A Stanley Kubrick

Hay que editar el alma,
tras de la sombra roja
guardar la colección
de vaginas y penes,
las sábanas manchadas con los rezos .

Esconder los pasillos
donde están esas puertas
que tan solo te llevan a otras puertas,
descuartizar las ansias
de las diosas de plástico.

Barrer bajo la alfombra los instintos
y tatuajes del miedo,
despellejar los miembros de los ángeles.

Hay que editar el alma y permitir
que de día las aves se acerquen
a conocerte con los ojos bien cerrados.





IneXactitudes

Me concentro en el punto
más insignificante de un domingo
buscando trascendencias.
Prestidigito miedos;
resuelvo las disputas
haciendo insinuaciones.
Imagino que el cielo
se vería mejor
con nubes color hierba;
que sería bonito
y hasta vigorizante
ver emigrando a un pájaro
que tenga cuatro alas.

Si tuviera dinero
viajaría a apostar
en el propio casino de la Muerte;
mi hogar sería un ciclón.
Pero no. Soy un silfo en una máquina
sujeto a las mordazas
de un exiguo estipendio.

Por eso disculpadme
las inexactitudes:
Yo conozco Madrid
París y Nueva York
a través de correos;
mi oráculo infalible
es una enciclopedia
que aún pago en abonos.

Y escribo lo que sé
o lo que intuyo
de sueños influenciados en las urbes;
de besos por Web Cam;
de halcones invisibles;
de Grecias digitales;
de personajes rotos y películas.

Y aunque me consumo
en el punto volátil de un domingo
por ver si la poesía
es capaz de salvarme,
no me resulta fácil;
aquí en mi corazón
el ruido me traiciona.
Vuelvo a la intrascendencia,
de este salón obtuso!

Soy generación X.
Y eso ya es suficiente.
Así que disculpadme
las inexactitudes.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada