lunes, 23 de enero de 2012

5680.- GUILLERMO SASTRE

GUILLERMO SASTRE (1953). Nació una mañana de julio inundada por la brisa resinosa de un océano de pinares al sur del río Duero. Las flores tendidas por los campos de Castilla formaban un crisol de alfombras de intensos colores clareando el día, temprano llegó a la vida; entre tomillares, tierras de labor y llanos, para aspirar el olor del mundo.

Guillermo Sastre, pertenece por rama materna a una de las sagas de la familia Santos del poeta castellano-leonés Donato Santos Chicote, llamado por Pucela «Abuelo Donato» y del escritor e historiador vallisoletano Carlos Arranz Santos. También está emparentado con el director, actor, escritor, dramaturgo y profesor de lenguas clásicas Vicente Castro.

Fue agente de diversos artistas. Perteneció a la F.I.D.O.F. (Federation Internationale des Organisations de Festivals) allá por los difíciles años ‘70 y los aperturistas ‘80. Participó como Jurado Internacional en infinidad de Festivales de Música por medio mundo representando a España con artistas de reconocido prestigio. Colaboró con su amigo el gran compositor catalán Augusto Algueró en la producción discográfica para diversos artistas. Ha participado en Especiales de televisión en diversos países. También ha colaborado con un periódico literario de su primera editorial Ediciones Irreverentes, donde están publicados varios de sus relatos, poemas y artículos y con la Comisión Cívica de Alicante en poemas para la recuperación de la memoria histórica con su poema Guardacabras y poeta, dedicado a su entrañable amigo el poeta José Miguel Molero Cid. Anteriormente ha publicado La Xpina (Ediciones Irreverentes; 2006) y la novela Al son del Alma (Ediciones Mandala&Lapicero; 2008).

Alfileres Prendidos, es la tercera obra de Sastre, un interesante autor autodidacta en el balcón de la madurez. Poesía intimista y contemporánea, fluyente, arrojadiza, rítmica y ecléctica. Los anhelos del poeta ante la existencia cotidiana de la nostalgia del desamor, la soledad y los sentimientos a la hostilidad de los sueños. Actualmente escribe una nueva novela.

Guillermo Sastre, es miembro de CiÑe (Círculo Inde­pendiente Ñ de Escritores); de CEDRO (Centro Español de Derechos Reprográficos) y SGAE (Sociedad Gral. de Autores de España).











Guardacabras y poeta


-In Memoriam al poeta oriolano Miguel Hernández-


A mi gran amigo el poeta
José Miguel Molero Cid


La luz del alba derramó sus lágrimas
por toda la rivera


a Miguel Hernández le cortaron sus alas
le cosieron su boca


sombras de tul ácrata aguafiestas
de la tierra arada


llora Miguel inmenso con sus sentidos enfermos
de penar lo que yo no peno


una pena triste apóstata la pena de los buenos
es poética la pena


se fue el guardacabras como un revés soñando
las tierras aradas al alba de un amanecer


ay Miguel lecturas mías si yo pudiera abrazarte
renacerías otro día


tú poeta sigue soñando con los ángeles de tu cielo
por el viento


leo tu libro estoy leyendo estoy sintiéndote
prendido sobre mi pecho.












Al maestro Ángel González


Se apagó tu voz se fundió tu luz


un honor leerte y agradecerte


poeta fundamental
en la gris y sucia
dictadura franquista


de naturaleza optimista
abierto y comprometido
tú esencial ajedrecista


hoy cerraste el balcón
maestro por maldición


te fuiste por los crepúsculos
que separabas con tus manos
por aquel bosque monadelfos


como un trotamundos
para no volver


cuando un poeta se nos marcha
se alegran los crepúsculos


ay qué negrura más negra
la que viste el mes de enero


se lleva un poema encendido
blanco y lacerante
que era mi faro en lo más hondo
grandilocuente.










Segundo



que de reír sueñas promiscua
al sur de un valle inmersa
con soneto del amor inmenso
requiebro de tu vida intensa


yo
la hiedra de sabor veneno
es la forma del verbo que alejo
para morir en la mar que navego
varado al albor del misterio


jamás conseguirás curar mi alma
muerta de cicatrices y heridas
que vaga más allá junto a la luna


sin destino sin equipaje
por tenebroso espumaje.












LERA


A mi mejor amigo


Un día te encontré y no sabía apenas quién eras
un anhelo de sueño esperado hace tiempo
te encontré amigo claro y limpio de miserias


alegre tu mano zurda rasgando las cuerdas
de aquella vieja guitarra


acostumbrado yo por aquel entonces
a las verdades a medias en las esperanzas rotas
siempre a la espera pero te encontré


y me regalaste una amistad sencilla
abrazo enhiesto henchido y sincero


salimos de las brumas y otras tempestades


¿necesitábamos acaso ser amigos?


perdidos en la locura con el alma agrietada
navegando desaliento y muchos (adjetivos)
regalando tormento


y tú siempre estabas ahí y yo siempre estaba para ti
para escalar los peldaños de los surcos inertes
por una encrucijada diferente


y para ver otra vez la luz del alba




(Del poemario ‘Alfileres prendidos’)









(‘La Xpina’ - Ediciones Irreverentes - Sevilla 2006)






‘Colores del Alma’


Para olvidar los males,
Sueño arcoiris,
Veo tus ojos
En los colores del alma.
Duele más la distancia cuando te sientas cerca,
Cuando te siento cerca
Y no hablas.


Del amor y de la poesía
Del cielo y de las montañas
De cumplir la utopía
Que me lleva a la esperanza.


Y si dicen, que digan
Porque no me importa nada
Mientras tenga tu sonrisa
Y tus colores del alma.







 

Guillermo Sastre y Fernando Sabido Sánchez




LLAMA


Detrás de cada sueño
se esconde una pasión,
algunas veces me quemo
por el fuego del amor.
Nadie es el dueño
de mi mundo interior,
yo solo navego
sin olas ni timón.
Quiero encender una llama,
la de la esperanza
para que algún día
pueda comerte a besos
por la mañana,
y traspasar el charco que separa
tu cuerpo de mi cuerpo
tu alma de mi alma
y apagar esas velas
que matan los deseos y,
esas ascuas que abrasan
nuestros corazones de porcelana.










MIÉNTEME


Cuando menos esperes
llegaré de puntillas
una noche a tu ventana
para ver las estrellas al alba
juntos desde la cama.


Tus ojos de gata
bajarán de tus tejados
yo bajaré la luna
y la prenderé de tus manos.


Pero si alguna vez me engañas
por favor,
miénteme
no puedo vivir sin tu piel.












.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada