sábado, 28 de agosto de 2010

AMIRI BARAKA [722]


AMIRI BARAKA



Poeta de la Beat Generation
Amiri Baraka cuyo verdadero nombre era Everett LeRoi Jones (Newark, 7 de octubre de 1934, murió el 10 Enero 2014 a los 79 años en un hospital de New Jersey) fue un poeta, escritor, y crítico musical estadounidense.

Escritor, poeta, ensayista, dramaturgo y músico, ha publicado numerosos libros de poesía, ensayos, relatos y discos. Fundó en 1964, la Black Arts Repertory Theatre/School (BART/S).

Amiri Baraka es uno de los pocos poetas sobrevivientes de la Generación Beat de Kerouac, Ginsberg y Burroughs, la diferencia mayor en su poética ha radicado en la orientación de su palabra hacia la defensa de su raza, de sus reivindicaciones e igualdad de derechos, el vínculo con el jazz y la magia de ese movimiento musical.

A la muerte de Malcolm X, acaecida en 1965, se convirtió al Islam, se cambió el nombre, se separó de su primera esposa y se trasladó a Harlem. En 1967 se casa con la poetisa afroamericana Sylvia Robinson (Amina Baraka), con la que ha tenido cinco hijos. Fue líder de la organización musulmana Kawaida hasta que ésta pasó a ser marxista, en los años 1960.
Su primer libro de poesía, "Preface to a Twenty-Volume Suicide Note" (Prefacio a una nota de suicidio en veinte volúmenes), se publicó en 1961. Es autor de numerosos ensayos de crítica musical, como "Blues People". Junto a su esposa Amina Baraka publica en 2003, "The Essence of Reparations", una antología de ensayos sobre temas como el colonialismo, la opresión nacional y el racismo.
Bibliografía:
Preface to a Twenty-Volume Suicide Note (1961)
Blues People (1963)
Dutchman and the Slave (1963)
Selected Poetry of Amiri Baraka/LeRoi Jones (1979)
The Music (1987)
The Essence of Reparations (2003)





Alguien hizo estallar EEUU

(Todos los que piensan se oponen al terrorismo

interior e internacional...
Pero el uno no debiera utilizarse
para encubrir el otro)
Dicen que es algún terrorista, algún
bárbaro
árabe, en
Afganistán
No fueron nuestros terroristas americanos
No fue el Klan ni los Skinheads
O los que vuelan negros
iglesias o nos reencarnan en el corredor
de la muerte
No fue Trent Lott
Ni David Duke ni Giuliani
Ni Schundler, Helms jubilado

No fue
la gonorrea disfrazada
las enfermedades de sábana blanca
Que han asesinado a los negros
Aterrorizado la razón y la cordura
La mayor parte de la humanidad, como desean

Dice -¿Quién dice? Quiénes son los que dicen
Quiénes son los que pagan
Quién dice las mentiras
Quién se disfraza
Quién tenía los esclavos
Quién les quitó el dinero a los negros

Quién se enriqueció en las plantaciones
Quién exterminó a los indios
Trató de liquidar a la nación negra

Quién vive en Wall Street
La primera plantación
Quién os cortó los cojones
Quién violó a tu mamá
Quién linchó a tu papá

Quién proporcionó el alquitrán, quién las plumas
Quién tenía el fósforo, quién lo encendió
Quién mató por encargo de quién
Quién dijo Dios sin dejar de ser Satanás

Quién es el más grande
Quién es el mejor
A quién se parece Jesús

Quién creó todo
Quién es el más listo
Quién es el más grande
Quién es el más rico
Quién dice que eres feo y ellos los más guapos

Quién define el arte
Quién define la ciencia

Quién hizo las bombas
Quién hizo los rifles

Quién compró los esclavos, quién los vendió

Quién te insultó
Quién dijo que Dahmer no estaba loco

Quién, Quién, Quién

Quién robó Puerto Rico Quién robó las Indias,
las Filipinas, Manhattan
Australia y Las Hébridas
Quién impuso el opio a los chinos

Quién posee los edificios
Quién tiene el dinero
Quién piensa que eres raro
Quién te encerró
Quién controla los periódicos

Quién poseía el barco negrero
Quién dirige el ejército

Quién es el presidente impostor
Quién gobierna
Quién lo financia

Quién, Quién, Quién

Quién posee la mina
Quién altera tu mente
Quién tiene pan
Quién necesita paz
Quién piensas tú que necesita la guerra

Quién posee el petróleo
Quién es el que no trabaja
Quién posee la tierra
Quién no es negro
Quién es tan grande que no hay nada mayor

Quién posee esta ciudad

Quién es dueño del aire
Quién es dueño del agua

Quién es dueño de tu cuna
Quién asalta y roba y engaña y asesina
y hace de mentiras verdad
Quién te llama ordinario

Quién vive en la casa más grande
Quién comete el crimen más grande
Quién va de vacaciones cuando quiere

Quién mató más negros
Quién mató más judíos
Quién mató más italianos
Quién mató más irlandeses
Quién mató más africanos
Quién mató más japoneses
Quién mató más latinos

Quién, Quién, Quién

Quién posee el océano

Quién posee los aviones
Quién posee los centros comerciales
Quién posee la televisión
Quién posee la radio
Quién posee hasta lo que nadie cree
que se pueda poseer
Quién posee a los dueños
que no son los dueños verdaderos

Quién posee los suburbios
Quién empobrece las ciudades
Quién hace las leyes

Quién hizo que Bush fuera presidente
Quién cree que la bandera confederada
deba ondear
Quién habla de democracia y miente

QUIÉN, QUIÉN, QUIENQUIÉN

Quién es la Bestia del Apocalipsis
Quién el 666
Quién decide
crucificar a Jesús

Quién es Satanás en la vida real
Quién se enriqueció con el genocidio armenio

Quién es el mayor terrorista
Quién altera la biblia
Quién mató más gente
Quién hizo más mal
Quién no se preocupa de la supervivencia

Quién tiene las colonias
Quién robó más tierras
Quién dirige el mundo
Quién dice que es bueno pero sólo hace mal
Quién ejecuta más gente

Quién, Quién, Quién

Quién posee el petróleo
Quién quiere más petróleo
Quién te dijo lo que piensas y después descubres que es mentira

¿Quién?¿Quién?

Quién creó a Bin Laden, tal vez ellos son Satanás
Quién paga a la CIA,
Quién sabía que la bomba iba a estallar
Quién sabe por qué los terroristas
Aprendieron a volar en Florida, San Diego
Quién sabe por qué cinco israelíes estaban
filmando la explosión
Muertos de risa de sólo pensarlo

Quién necesita combustible fósil si el sol no se va

Quién hace las tarjetas de crédito
Quién ahorra más impuestos
Quién se fue de la Conferencia
Contra el Racismo
Quién mató a Malcom, a Kennedy y a su hermano
Quién mató al Dr. King. ¿Quién deseaba su muerte?
¿Tienen algo que ver con el asesinato de Lincoln?

Quién invadió Granada
Quién ganó dinero con el Apartheid
Quién mantiene a los irlandeses como una colonia
Quién derrocó después a Chile y Nicaragua

Quién mató a David Sibeko, a Chris Hani,
los mismos que mataron a Biko, Cabral,
Neruda, Allende, Che Guevara, Sandino,

Quién mató a Kabila, los que liquidaron
a Lumumba, a Mondlane,
a Betty Shabazz, a la princesa Margaret,
a Ralph Featherstone, a Little Bobby

Los que encerraron a Mandela, a Dhoruba,
a Geronimo,
a Assata, a Mumia, a Garvey, a Dashiell Hammett,
a Alphaeus Hutton

Los que mataron a Huey Newton, a Fred Hampton,
a Medgar Evers, a Mikey Smith, a Walter Rodney,
¿Fueron los que trataron de envenenar a Fidel
Los que trataron de mantener oprimidos
a los vietnamitas?

Los que pusieron precio a la cabeza de Lenin

Los que metieron a los judíos en hornos,
y los que les ayudaron a hacerlo
Los que dijeron “América Primero”
Y aprobaron las estrellas amarillas
QUIÉN, QUIÉN

Quién mató a Rosa Luxemburgo, a Liebneckt
Quién asesinó a los Rosenberg
Y a toda la gente buena aniquilada,
Torturada, asesinada, desaparecida
Quién se enriqueció en Argelia, Libia, Haití,
Irán, Irak, Arabia Saudí, Kuwait, Líbano,
Siria, Egipto, Jordania, Palestina

Quién cortó manos en el Congo
Quién inventó el sida Quién puso los gérmenes
en las sábanas de los indios
Quién imaginó “El Sendero de las Lágrimas”

Quién hizo volar el Maine
y comenzó la Guerra Hispano-Americana
Quién puso de nuevo a Sharon en el poder
Quién respaldó a Batista, a Hitler, a Bilbo,
a Chiang kai Chek quién QUIÉN Q U I É N

Quién decidió que la Acción Afirmativa debía desaparecer
La Reconstrucción, el New Deal, la Nueva
Frontera, la Gran Sociedad,

Para quién trabaja el idiota de Tom Clarence
Qué mierda sale de la boca del Colin
Quién sabe qué clase de puta es Condoleeza
Quién le paga a Connelly para que sea un negro de madera
Quién le da Premios de Genio al Homo Locus
Subsidere

Quién derrocó a Nkrumah, a Bishop,
Quién envenenó a Robeson,
Quién trató de encarcelar a DuBois
Quién preparó la trampa para Rap Jamil al Amin, Quién se la preparó a los Rosenberg, Garvey,
a los Scottsboro Boys, a los Hollywood Ten

Quién incendió el Reichstag

Quién sabía que iban a bombardear el World Trade Center
Quién les dijo a los 4000 empleados israelíes de las Torres Gemelas
Que se quedaran en casa ese día
Por qué no acudió Sharon

Quién, quién, quién

Los periódicos dijeron que aquella explosión
era un presagio
que revelaba el rostro del diablo
Quién QUIÉN Quién QUIÉN

Quién gana dinero con la guerra
Quién se hace rico con miedo y mentiras
Quién quiere que el mundo sea como es
Quién quiere que el mundo sea regido
por el imperialismo,
la opresión nacional y el terror
La violencia y el hambre y la pobreza.

¿Quién dirige el infierno?
Quién es el más poderoso

¿Conoces a alguien
Que haya visto a Dios?

Pero todos han visto
Al Diablo

Como un canto fúnebre de lechuza que estalla
En tu vida en tu cerebro en tu ser
Como una lechuza que conoce al diablo
Toda la noche, todo el día si escuchas.
Como el canto de una lechuza
Que se convierte en fuego. Escuchamos
brotar las preguntas
Entre llamas terribles como el silbido
de un perro enloquecido

Como el ácido vómito del fuego del infierno
Quién y Quién y QUIÉN quién quién
Quiéééééééénnnnnn
y Quiiiiiiiéééééeéééénnnnnnnnn!!!!

Versión de Germán Leyens











Babilonia revisitada

La cosa desvaída
sin órganos
arrastrándose a lo largo de las calles
de Europa, será
indultada, con su bata de murciélago emplumado
sin órganos
con úlceras en sus adentros
lisa su cabeza
una vasta cámara de pus
de memorias de coñito
sin órganos
nada para hacer bebitos
ella será la gran hechicera
de la leyenda euroamericana
quien vampirizó la vida
de algún nigger desconocido
cuyo nombre se conocerá
pero cuya sustancia no lo será nunca
ni aún para él
que yace en una pira de piel opiácea.

Esta ramera mató a un amigo mío llamado
Bob Thompson
un pintor negro, un gigante; ella,
una vez reducida
a una lastimosa imitación de bruja
llena de pozos americanos y un simio
en su espalda
manoteando aeroplanos
desde el empire state building.

Pueden esta ramera y sus hermanas,
todas ellas,
meterse mis palabras
por todos sus orificios como lejía mezclada
con cocola y jarabe alaga.

Sientan esta mierda, rameras, siéntanla,
búrlense ahora con sus histerectomizadas risas
mientras su carne se quema
y sus ojos despellejan al pantano rojo. "

Versión de Carlos Bedoya








Conocimiento Funk
Somos el blues
nosotros
nuestro color
favorito
donde hemos estado, en parte aquí
en parte lejos

Somos el blues
Nosotros mismos
las Guineas
realeslos judíos
originales
los primeros
caucásicos

Es por eso que somos el blues
nosotros
es por eso que
somos la
canción
verdadera

Tan oscura y trágica
tan vieja
y mágica

Es por eso que somos
el blues
nosotros

En tribus de 12
barras
como las barras
de la esclavitud
en
nuestra bandera
de piel

Somos el blues
el pasado lo pasado
la energía el
frío los dientes de la cierra
calor
el alto olor
drenando el viento
a través de los árboles
el azul
nos dejó
negros
la tierra
el sol
la lenta desaparición
el fuego pugnando por convertirse
en nuestros corazones

y ahora, negros otra vez somos la
totalidad de la noche
con chispeantes ojos mirando
hacia abajo
como jets
para empujar
la ascensión
de las tardes
es por eso que somos el blues
el silbato del tren
el estremecimiento que cruza
el arribo invisible
con tambores y gritando
es por eso que somos el
blues
negro y vivo
y así mostramos nuestra movilidad
nuestra respiración
nosotros luna
alma refleja

es por eso que nuestro espíritu
nos hizo

el blues
nosotros es nosotros mismos

el blues

Versión de Daniel Iván




Lunes en Sí bemol

Puedo orar
todo el día
& Dios
no vendrá.

Pero si llamo
al 911
El Diablo
Estará aquí

¡en un minuto!


Traducción de Carlos Bedoya






Amiri Baraka: Voz de resistencia


Por Wladimir Uscátegui

“La poesía es el vino del diablo”.
San Agustín.

Como se sabe, la historia de los afrodescendientes (desde el Congo hasta el barrio de Harlem, desde Rwanda hasta Quibdó) ha estado signada por la exclusión, la humillación y la violencia. En consecuencia, también por la resistencia, la otra cara de la moneda. En Estados Unidos, aquel, pese a todo, grandioso país al que a veces tontamente se llama “América”, esa resistencia produjo, amén del Dr. King y Malcolm X, amén de la Motown, Aretha Franklin, Marvin Gaye o James Brown (quien criticó duramente el pacifismo de King), la particularísima voz de Amiri Baraka.

Poeta de la familia de “los desconocidos”, con expediente en el FBI por su triple condición de negro, comunista y poeta, fundó en los sesentas el Black Arts Movement (“la hermana estética y espiritual del Black Power”) con base en Harlem; fue degradado y felizmente expulsado del ejército al encontrársele libros de Marx y Lenin y en 1960 visitó Cuba en el albor de la revolución.

Nacido el año de 1934 en Newark, estado de New Jersey, el año 67 cambió su nombre original (Everett LeRoi Jones) por el de Amiri Baraka al tiempo que su mujer, la también escritora Sylvia Robinson, tomaba el de Amina Baraka. Y no hace falta ser experto en etimologías africanas para cerciorarse de las negrísimas reminiscencias de su nombre, de la negrísima imaginería de su poesía y del negrísimo acento de su voz. Su poesía, más que con tinta o sangre, está escrita con la piedra o el carbón.

Admirador del rap moderno (en 2002 colaboró en el álbum Phrenology de The Roots), amigo (y luego “enemigo”) de Ginsberg y coautor de una autobiografía de Quincy Jones, Baraka fue durante décadas silenciado por la “gran prensa” americana (perdón, norteamericana). La obtención de varios premios y distinciones y, sobre todo, la publicación de un extenso poema titulado “Somebody Blew Up America” (Alguien hizo volar a América) inmediatamente después de los atentados del 11 de septiembre, volcaron los focos amarillistas sobre su figura y llamaron la atención de miles de lectores en todo el mundo (y también de cientos de censores en el país del Tío Bush). Comparado con el mítico “Howlings” de Ginsberg, “Somebody…” causó el revuelo mediático que era de esperarse aunque no es uno de sus mejores poemas. La larga requisitoria antiamericana (por ahora dejémoslo así, no voy a decir “antinorteamericana”) plantea una sarta de preguntas retóricas en donde el autor invierte los papeles dirigiendo la mirada hacia el “terrorismo doméstico”, es decir, el que se hace en su propia casa.

“Quién fabricó las bombas
Quién fabricó las armas
Quién compró esclavos, quién los vendió…
Quién/Quién/Quién
Quién se robó Puerto Rico
Quién robó las indias, las Filipinas, Manhatan
Australia & Las Hébridas
Quién arrastró a los chicos al opio….”
La respuesta, claro, no necesitaba decirse. Bush, Giuliani y la CIA están explícitamente mencionados en el poema. La polémica, sin embargo, tomó tintes de racismo en cuanto se acusó a su  autor de antisemitismo. Unos cuantos versos del poema podrían interpretarse en tal sentido:

“Quién sabía que el World Trade Center iba a ser bombardeado
Quién ordenó a 4000 trabajadores israelíes de las torres gemelas
Quedarse en casa ese día
Por qué Sharon se mantuvo a distancia?…”
Como era apenas obvio, el autor fue escoriado aunque sin mayores consecuencias; al parecer, las fuerzas militares gringas tenían ya bastante como para prestarle demasiada atención a un poeta negro. Sin embargo, una vez superado el affaire provocado por el poema, uno ya podía dedicarle una justiciera mirada al resto de su producción y es ahí donde se descubre la verdadera dicción poética de este negro maravilloso; dicción que se desgaja en versos de una tristeza amalgamada con ternura, de una voz cargada de historia y tradición negra pero que habla desde la urbe contemporánea.

Aunque ligado en sus inicios al movimiento beatnick (publicó en una editorial de su creación a Ginsberg y Kerouak y fue amigo de ellos), Baraka rompió, luego del asesinato de Malcolm X, todo contacto con la cultura “blanca”; fue acusado de antisemitismo y publicó poemas en donde su vehemente activismo político se veía reflejado en versos que reivindicaban su tradición. Un brevísimo poema como “In the Funk World” (algo así como “En un mundo de terror”) dejaba claras ciertas cuestiones:

“Si Elvis Presley/ es
El rey
Quién es James Brown,
Dios?”
O si no:

“Nosotros estábamos aquí
Antes
que Dios
Nosotros lo inventamos,
¿por qué?
Esa es una buena, una maldita buena
Pregunta.
Esa reivindicación, sin embargo, a veces se expresaba en versos de una violencia insólita (aunque quizás necesaria) como ocurre en el poema “Black Dada Nihilismus”:

“…come up, black dada
Nihilismus. Rape the White girls. Rape
Their fathers. Cut the mothers´throats…”
(“Vamos, negro nihilismo dada.
Viola a la chica blanca. Viola
A sus padres. Corta el cuello de sus madres…”)

Escoriado, polémico e infatigable, Amiri Baraka es el poeta negro más importante de su generación y, sin duda, un autor sobre quien vale la pena echar más que una simple mirada. Todo lo dicho, es una lástima el hecho de que su obra está prácticamente inédita en español, circunstancia que el autor de esta nota pretende subsanar con tres poemas cuya traducción al español es inédita.

Prólogo a una nota suicida de veinte volúmenes
Tardíamente, he llegado a acostumbrarme
A la manera en que el suelo se abre y me abarca
Cada vez que salgo para pasear al perro.
O a la clara, afilada y tonta musiquilla que produce el viento
Cuando corro para alcanzar el bus…

Las cosas han llegado a esto.

Y ahora, cada noche cuento las estrellas.
Y cada noche obtengo el mismo número.
Y cuando ellas no se presentan para ser contadas,
Cuento los agujeros que dejan.

Nadie canta ya más.

Entonces, anoche subo en puntillas
Hasta la habitación de mi hija y la escucho
Hablándole a alguien, y cuando abro
La puerta, no hay nadie más allí…
Sólo ella, sobre sus rodillas, atisbando hacia adentro

De sus propias manos cerradas.



Ka’ Ba

Una ventana clausurada baja la mirada
Hacia un sucio patio, y la gente negra
Reclama y grita y camina siempre en contra
Desafiando a la física con su torrencial voluntad.

Nuestro mundo está lleno de sonidos
Nuestro mundo es más encantador que el de cualquier otro
A pesar de que sufrimos, y nos matamos el uno al otro
Y a veces fracasamos en caminar en el aire.

Somos gente hermosa
Con imaginaciones Africanas
llenas de máscaras y danzas y cantos portentosos
con ojos y narices y brazos Africanos
aún cuando nos repantigamos en grises cadenas
en un lugar lleno de inviernos, cuando lo que queríamos
era el Sol.

Hemos sido capturados,
y trabajamos duro para conseguir escapar
hacia la antigua imagen, hacia

una nueva correspondencia con nosotros mismos
y nuestra familia Negra. Necesitamos la magia,
y necesitamos los encantamientos, para surgir,
retornar, destruir y crear. Cuál será

la palabra sagrada?

(Nota del traductor: la Ka´Ba o Kaaba es el lugar de peregrinación más importante de los musulmanes; se encuentra en La Meca)



leroy

Hubiese querido conocer a mi madre cuando se sentaba
A mirar a través del campo en los últimos años 20
Hacia en futuro del alma, había ángeles negros
Revoloteando sobre su cabeza, trayendo la vitalidad de nuestros ancestros,
Y el conocimiento, y este formidable sentimiento negro. Se sentaba
(en aquella foto del álbum que le mostré a Vashti) consquistando
Desde las viejas melancolías una nueva, los viajes y pasiones
Derramadas sobre ella por ella misma. Me hipnotiza, desde hace tanto
Tiempo, desde aquel conocimiento trasmitido a ella trasmitido
A mí y a toda la gente negra de nuestro tiempo.
Cuando muera, la conciencia que poseo la legaré a
Los negros. Podrán ellos entonces desplazarme y tomar
Lo que es útil, la dulce pulpa de mis sentimientos. Y dejar
Las alegrías y pútridas partes blancas
Aparte.

(Nota del traductor: “leroy” o LeRoi, el nombre original del poeta)








1 comentario:

  1. Hola te dejo mi blog de poesias por si quieres visitarla
    gracias
    http://anna-historias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar